SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.136 número8Uso De Estatinas En El Síndrome Coronario AgudoLas Emociones índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


Revista médica de Chile

versión impresa ISSN 0034-9887

Rev. méd. Chile v.136 n.8 Santiago ago. 2008

http://dx.doi.org/10.4067/S0034-98872008000800020 

 

Rev Méd Chile 2008; 136: 1085-1086

CARTAS AL EDITOR

 

RECOMENDACIONES DE LA ASOCIACIÓN AMERICANA DE ESCUELAS DE MEDICINA AL APOYO DE LA INDUSTRIA A LA EDUCACIÓN MÉDICA

RECOMMENDATIONS OF THE ASSOCIATION OF AMERICAN MEDICAL COLLEGES ON INDUSTRY SUPPORT OF MEDICAL EDUCATION

 

Dirección para correspondencia


 

Sr Director: Recientemente, la Asociación Americana de Escuelas de Medicina (AAMC, de sus siglas en inglés Association of American Medical Colleges), ha publicado un documento en el cual urge a las escuelas de medicina y hospitales docentes a adoptar políticas explícitas que prohiban los regalos y servicios que otorgan las empresas farmacéuticas a médicos, académicos, residentes y estudiantes, así como también hace un llamado a disminuir el apoyo a las actividades de educación continua que otorga dicha industria1. Tal como lo señalan los autores, este documento surgió de un trabajo multidisciplinario en el cual participaron representantes del mundo académico, de la industria farmacéutica, residentes, estudiantes, expertos en bioética y también miembros del público. El objetivo de este trabajo fue examinar los beneficios y peligros asociados al financiamiento por parte de la industria farmacéutica de la educación médica, partiendo de la base que las interacciones entre industria y academia son relevantes para la salud pública.

Estas recomendaciones están muy en línea con aquellas propuestas por la Asociación de Sociedades Científicas-Médicas de Chile (ASOCIMED) para controlar los conflictos de intereses en medicina2, las que han sido discutidas in extenso en otras publicaciones nacionales3,4. Reflejan la evidencia empírica que muestra que los regalos, favores, y otras actividades de propaganda pueden alterar el pensamiento independiente en diversos modos, muchos de éstos inadvertidos, aun cuando los médicos suelen señalar que en el acto de prescribir, no son influenciados por los regalos obtenidos por parte de la industria farmacéutica. Así, el documento indica que para minimizar la posibilidad de decisiones sesgadas por parte de los médicos y académicos, es necesario establecer un ambiente educacional libre de influencias reales o potenciales1.

Explícitamente, la AAMC efectúa las siguientes recomendaciones a los centros académicos:

1. Deben establecer e imple mentar políticas que prohiban al personal de salud, académicos, estudiantes y residentes aceptar regalos de la industria farmacéutica, dentro o fuera del centro educacional.
2. Eliminar la entrega de muestras de fármacos o manejarlas de forma centralizada, de tal modo de asegurar el mejor beneficio para los pacientes.
3. Restringir el acceso de los representantes de la industria a los médicos individuales, limitando estos encuentros a áreas no asistenciales y sólo previa cita.
4. Disponer de una oficina centralizada, que sea la encargada de recibir y coordinar la distribución de los apoyos de la industria a las actividades de educación médica continua.
5. Prohibir a médicos, residentes y estudiantes que acepten que sus presentaciones o publicaciones sean escritas en forma oculta por representantes de la industria (escritores "fantasmas") .

Si bien las sociedades científicas nacionales, a través de ASOCIMED, han elaborado normas para regular estos conflictos de intereses, tengo la impresión que los centros académicos nacionales no tienen aún implementadas políticas tan claras al respecto. Así, aparece como actividad no infrecuente que un laboratorio invite a médicos o líderes de opinión a cenar fuera, que haga regalos a los responsables de adquirir insumos hospitalarios, que financie actividades recreacionales de los Centros de Estudiantes o que colabore con otras actividades docentes, exhibiendo sus pendones y entregando muestras promocionales a la salida de estos encuentros académicos. Es recomendable que la Asociación de Facultades de Medicina de Chile (ASOFAMECH) suscriba las recomendaciones de la AAMC o elabore un documento propio, de acuerdo a nuestra cultura. Estas políticas debieran ser ampliamente discutidas al interior de los centros académicos nacionales, de tal modo que las principales autoridades (Decanos, Directores de Escuela, Jefes de Departamentos y encargados de las redes asistenciales) tengan una misma perspectiva sobre el tema, que sea coherente con la misión institucional y con la formación que entregan. Como han mencionado otros autores, no existe tal cosa como un "almuerzo libre"5-7.

Sofía P. Salas1.

1Departamento de Obstetricia y Ginecología, Escuela de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. Santiago de Chile.

REFERENCIAS

1. Association of American Medical Colleges. Industry Funding of Medical Education, Report of the AAMC Task Force 2008. Disponible en www.aamc.org/industryfunding. [Consultado el 20 junio 2008]        [ Links ]

2. Heerlein A. Recomendaciones para un control de los conflictos de interés en medicina. Rev Chil Neuro-Psiquiatr 2005; 43: 83-7.        [ Links ]

3. Armas R, Heerlein A. Conflictos de Intereses y Trabajo Clínico. Rev Chil Pediatr 2005; 76: 237-9.        [ Links ]

4. Salas SP, Osorio M, Vial PC, Rehbein AM, Salas C, Beca JP Conflictos de intereses en la práctica clínica. Análisis ético de algunas relaciones con la industria. Rev Méd Chile 2006; 134: 1576-82.        [ Links ]

5. Paris JJ. Large or small, a gift is a gift. Am J Bioeth 2003; 3: 30.        [ Links ]

6. Abbasi K, Smith R. No more free lunches. BMJ. 2003; 326: 1155-6.        [ Links ]

7. Strong C. Lunch with Lilly: who pays? Am J Bioeth 2003; 3: 62-3.        [ Links ]

Correspondencia a: Dra. Sofía P. Salas. Marcoleta 391, Santiago, Chile. Fono (562): 354-8172. Fax (562) 632-1924. E mail: ssalas@med.puc.cl

 

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons