SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
 número22Fernando de los Ríos Urruti III. En apéndice, Tesis doctoralEl proceso judicial en la España musulmana (siglos VIII-XII), con especial referencia a la ciudad de Córdoba índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Journal

Artigo

Indicadores

Links relacionados

  • Em processo de indexaçãoCitado por Google
  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO
  • Em processo de indexaçãoSimilares em Google

Compartilhar


Revista de estudios histórico-jurídicos

versão impressa ISSN 0716-5455

Rev. estud. hist.-juríd.  n.22 Valparaíso  2000

http://dx.doi.org/10.4067/S0716-54552000002200061 

Peláez, Manuel J., Guckes, Angélica B., Gómez Rojo, Mª. Encarnación y Serrano, Concepción, Epistolario germánico de Ferran Valls i Taberner: 1911-1942, Barcelona, 1997, 125 págs.

La labor de los autores de este libro se enmarca, como Manuel J. Peláez reconoce en el "Estudio preliminar", en la recuperación epistolar de intelectuales, así como de personajes de la vida política y universitaria catalanes. Fue el caso de los Epistolarios selectivos de Fernando de los Ríos Urruti I, II y III, así como del Epistolario jurídico y político-andaluz de Ángel Ossorio y Gallardo. Manuel J. Peláez, junto a otros profesores de la Universidad Autónoma de Barcelona, fue editor de epistolarios de Lluís Nicolau d'Olwer, de Francesc Martorell i Trabal, de Pere Bosch i Gimpera y de Raimon d'Abadal i Calderó.

En los años 1937-38 Fernando Valls tomó parte en la Embajada político-cultural Iberoamericana, de trascendencia en ese problemático momento de lucha civil para conseguir apoyos en Iberoamérica, especialmente en Chile, Argentina, Perú y Brasil para la denominada "Cruzada". En 1942 adoptó una clara oposición a ideas monárquicas y antifalangistas, pero finalmente se inclinó más bien hacia el polo opuesto y se definió a sí mismo como "católico, apostólico, romano, ante todo y sobre todo, y en consecuencia me encuentro opuesto al comunismo, al socialismo, al liberalismo, al anarquismo y al totalitarismo" (p. 6). A continuación añadió que abominaba del nacionalismo catalán, estando próximo a la institución monárquica (por razones afectivas, familiares y políticas), situándose también a favor del Movimiento Nacional y del General Franco, pero por otro lado aborreciendo la Revolución Nacional-Sindicalista.

Este epistolario, que cuenta con la extensa cantidad de 118 cartas en un abanico temporal que va desde 1911 a 1942, ha tenido como fuente principal de documentación el Archivo Particular Ferran Valls i Taberner (entonces en Málaga, cuando se escribió el libro, y actualmente en vías de traslado a Sant Cugat del Vallés), y cuenta con cartas de Pere Bosch i Gimpera y Jordi Rubió i Balaguer, escritas principalmente desde Berlin. Un gran número de las mismas proceden de intelectuales o profesores alemanes. Estos fueron los casos de Heinrich Finke, Ulla Deibel, Anton Eitel, Schaub, Ludwig Bittner, G. Moldenhauer, R. Fruin, H. Nabholz, Karl Supprian, Johannes Vincke, A. Wagner, Friedrich Bock, Hellmuth Petriconi, Gertrud Richert, Susanna Pertz y Franz Zwick, entre otros. Un gran número de éstas se refieren al momento en que Valls Taberner viajó a Berlin, Leipzig y Greifswald en los primeros meses de 1942 para impartir una serie de conferencias. Entre otros objetivos de este viaje estaba recopilar datos sobre teoría e historia de la bibliografía, materia sobre la que estaba trabajando en ese momento, pero que no llegó a publicarse. No falta la correspondencia de Valls Taberner cuando se encontraba en España y en la que relataba las actividades del Instituto Alemán de Cultura o de la Asociación Hispano-Germana. En estas cartas no se recoge la huida al exilio en agosto de 1936 de la familia Valls de Barcelona, con el apoyo del consulado italiano de la ciudad condal.

Sobre la influencia de la historiografía germánica en la historia medieval española escribió Valls Taberner Notes sobre l'erudició germànica entorn de la història medieval castellana i catalana (1831-1942), donde se refiere Valls a personajes de la talla de Theodor Mommsen, Emil Hübner, Félix Dahn, además de algunos de los citados anteriormente.

De carácter más intensa fue la relación mantenida entre Valls Taberner y Juan Beneyto Pérez, catedrático de Historia del Derecho desde 1939. Mantuvo correspondencia, por otro lado, con el Instituto Alemán de Barcelona, al igual que con el Instituto Francés de la ciudad condal.

Este conjunto de misivas permite acercarnos a los entresijos de la historiografía jurídica y del hispanismo alemán desde 1911 a 1942. La vida de Valls se desarrolló, al igual que su obra, con un talante crítico al momento histórico en el que le tocó vivir, quedando de manifiesto en toda la correspondencia mantenida con historiadores alemanes. Valls si hubiera vivido en los años cincuenta, habría pasado a las filas de la oposición democrática al franquismo y al apoyo a las instituciones culturales catalanas durante la dictadura, pero Valls murió tempranamente el primero de octubre de 1942, sumiendo a la Historia jurídica de Cataluña en un obscuro pozo sin fondo de la que no la sacaría Josep María Font i Rius hasta los años sesenta.

Guillermo Hierrezuelo Conde

Creative Commons License Todo o conteúdo deste periódico, exceto onde está identificado, está licenciado sob uma Licença Creative Commons