SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
 número29MARQUÉS SUREDA, Salomó, La confiscado d'antics centres d'ensenyament de tipus catalanista: dos informes (1939): (Fundació Caries Pi i Sunyer d'Estudis autonomies i Locals, Barcelona, 2004), 95 págs.MARTIRÉ, Eduardo (coordinador), La América de Carlos IV: (Cuadernos de investigaciones y documentos 1, Instituto de Investigaciones de Historia del Derecho, Buenos Aires, 2006), 191 pp índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Journal

Artigo

Indicadores

Links relacionados

  • Em processo de indexaçãoCitado por Google
  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO
  • Em processo de indexaçãoSimilares em Google

Compartilhar


Revista de estudios histórico-jurídicos

versão impressa ISSN 0716-5455

Rev. estud. hist.-juríd.  n.29 Valparaíso  2007

http://dx.doi.org/10.4067/S0716-54552007000100034 

 

Revista de Estudios Histórico-Jurídicos XXIX, 2007, pp. 593-600

RECENSIONES Y RESEÑAS

 

MARTÍNEZ LLORENTE, Félix: Estudio histórico-jurídico - GONZÁLEZ DÍEZ, Emiliano: Edición y transcripción. Fuero de Andújar. Estudio y edición (Jaén, 2006), 440 págs.        [ Links ]

 

Alejandro Martínez Dhier

Universidad de Granada, España.


La presente obra ofrece al lector, tanto al especializado en la temática de los derechos locales, como al profano en la materia, una edición del texto local extenso iliturgitano, concedido a la ciudad de Andújar (cuyo Concejo estaba constituido por las localidades de Andújar, Lahiguera, Marmolejo y Villanueva de la Reina) por el rey Fernando III el Santo en el siglo XIII (quizás antes de 1241)1, siendo así uno de los textos legales más antiguos de Andalucía, y constituyendo "un eslabón más en la cadena de textos andaluces elaborados al amparo del fuero matriz conquense"2.

Este importante documento de nuestra historia jurídica está custodiado en la Biblioteca de la "Fundación Lázaro Galdiano" de Madrid (que ostenta los derechos de propiedad y copia de la obra)3. El fuero extenso de Andújar pertenece a la familia de fueros de Cuenca, siendo "muy similar a otros fueros de la familia de la región jie-nense"4, e incluido en lo que el Prof Martínez Llórente, denomina "tradición jienense, que comprendería todas las versiones romanceadas del fuero conquense"5; como indica Rafael Gibert: "la difusión del fuero de Cuenca es la difusión de un texto"6.

Debemos tener en cuenta, que en el territorio andaluz, coexistirán "dos familias forales de diferente fundamento jurídico": de un lado, el Fuero de Cuenca7, denominado por García-Gallo como el "texto tipo del Derecho de la Extremadura"8, "como desarrollo último y acabado del derecho extremadurano o de frontera por excelencia", y "enmarcado en el desarrollo de una amplia autonomía municipal"9; y por otro, el Fuero de Toledo10, concedido, entre otras plazas, a Córdoba y a Sevilla, derivado de la versión romanceada del Liber ludiciorum, o Fuero Juzgo y "carente, en principio de esa elevada autonomía y más incardinado en una política regia de intervención a la búsqueda de una mayor uniformización del derecho local y de los órganos que lo aplican"11.

La edición del Fuero de Andújar, cuya recensión ofrecemos a los lectores de la REHJ., está compuesta por:

Un Prefacio a cargo de Pablo Quesada Huertas, Coordinador del Equipo de Investigación de REVIPE [Asociación en Defensa de los Derechos de los Afectados por la Recuperación de las Vías Pecuarias] (Pablo Quesada Huertas, Pablo Quesada Ruiz, Samuel Quesada Ruiz y Gustavo Gavilán Quesada), en p. 7.

Una Presentación Institucional & cargo de los máximos mandatarios de las localidades implicadas: Jesús Estrella Martínez, Alcalde del Excmo. Ayuntamiento de Andújar; Roque Lara Carmona, Alcalde del Excmo. Ayuntamiento de Villanueva de la Reina; Cristóbal Relaño Cachinero, Alcalde del Excmo. Ayuntamiento de Marmolejo; Florencio Morales Lara, Alcalde del Excmo. Ayuntamiento de Lahiguera; Luis Parras Guijosa, Excmo. y Magnífico Rector de la Universidad de Jaén; y Juan Antonio Yeves Andrés, Bibliotecario de la Fundación "Lázaro Galiano", en pp. 9-12.

El "Estudio Jurídico": La ciudad de Andújar y su Fuero. Un estudio histórico-jurídico, por el Prof Dr. Félix Martínez Llórente (Universidad de Valladolid), en pp. 13-63, con un análisis exhaustivo del manuscrito y del contenido del texto local custodiado en la Fundación "Lázaro Galdiano" de Madrid (esp. pp. 47-63).

La Edición y Transcripción del Fuero de Andújar, por el Prof Dr. Emiliano González Diez (Universidad de Burgos), en pp. 65-275.

Y por último, la Edición Facsímil del texto foral, en pp. 279-440.

La localidad realenga de Andújar, de origen íbero, situada a orillas del río Guadalquivir (Betis o Guad-el-kebir), fue conquistada por Alfonso VII el 11 de agosto de 115512 (Facta carta Toleti idus augusti, era ICIXXXXIII, quando imperator cepit Anduger. Imperante ipso imperatori Toleti, Legión, Galletie, Gástele, Naiere, Saragocie, Baetie et Al-marie, Petroche et Anduger13), "en unos momentos en que el pujante imperio almohade estaba haciéndose con el control de la mayor parte de las coras de al-Andalus", siendo así su toma "resultado de una previa y reiterada política de hostigamiento militar"14.

Sin embargo, tras dos años de dominio leonés, en noviembre de 1157, volverá a manos musulmanas hasta que Fernando III, "aprovechando el favorable escenario propiciado por la victoria de Las Navas deTolosa de 1212"15, la reconquista a Al-Bayyasi en 1224, recibiendo la dignidad de "ciudad", por parte de Juan II, el 22 de mayo de 144616, y en 1467 se le otorgará el título de "Muy Noble y Muy Leal", por parte del monarca Enrique IV. "La toma de posesión debió perfeccionarse a fines de agosto de 1225, toda vez que cierto documento datado el 5 de septiembre en Toledo, donde se encontraba ya el monarca de regreso de su expedición andaluza, testimonia la tenencia sobre las plazas ejercitada ya por el magnate Alvar Pérez de Castro, como relataba la Crónica de Veinte Reyes: Aluarus Petri, tenens Martos et Andújar, conf."17.

Sin poder precisar la fecha exacta de la toma de posesión de Andújar por parte de Fernando III18, en cualquier caso alrededor de julio de 1226, el concejo de Andújar, cuyo límite jurisdiccional será idéntico que "en tiempo de moros" (tan sólo desde 1226 la aldea de Marmolejo, aunque posteriormente en 1254, por orden de Alfonso X, se incluirán también en su jurisdicción, a Fuente de la Higuera y Villanueva), será objeto de continuo hostigamiento por parte de plazas bajo dominio musulmán todavía, como Arjona o Ubeda, llegando los primeros pobladores en 122819.

El Prof Martínez Llorente, señala en su exhaustivo e interesante estudio jurídico, que el primer testimonio con el que contamos respecto de la oficialidad del concejo iliturgitano20 data del 1 de diciembre de 1235: "se trata de la carta o escritura de donación de cierta heredad y sus correspondientes, aprovechamientos agropecuarios que el concejo, con sus cargos rectores a su frente, efectuará a favor de la Orden de Calatrava, justificándolo en los grandes servicios que la misma había prestado al municipio y en el amparo, que de continuo dispensaba al término"21.

El texto local que ha llegado a nosotros, no cabe duda que fue concedido por Fernando III22, aunque como señala el autor del estudio jurídico, el historiador iliturgitano Antonio Terrones, afirmará que sería el monarca Alfonso VII, quien diera "fueros y leyes" a la ciudad de Andújar23.

En este sentido, Martínez Llórente, sostiene lo infundado de dicha afirmación, aunque no descarta la posibilidad de una originaria, aunque hoy en día desconocida, concesión por parte del monarca Alfonso VII, de un originario fuero de población a la localidad jiennense24.

El fuero de Andújar, derivado del de Cuenca (calificado por Rafael Gibert como "el epílogo del derecho municipal castellano"), y por tanto miembro de su conocida familia25, es analizado, como tal, en las pp. 41-47 del citado estudio histórico-jurídico por el Prof Martínez Llórente: "La redacción del derecho conquense que Andújar adoptará como su privativo fuero seguirá recogiendo, décadas después de que fuera eliminado por el rey Fernando III, las mismas prescripciones permisivas que apreciamos en el fuero matriz, probablemente debido más a una inercia transcriptora que a la materialización de un derecho actuado"26.

Especialmente interesante, resulta el análisis, que el Prof Martínez Llórente, realiza del contenido del manuscrito conservado y custodiado en la Fundación "Lázaro Galdiano", en pp. 47-63, resaltando en su contenido la regulación que realiza el texto foral a las instituciones de Derecho Público (la organización concejil y el gobierno del municipio; donde el "Juez" constituye la máxima autoridad política y judicial del municipio), Privado (el derecho de propiedad, el derecho de familia y sucesorio), Penal (con un amplio catálogo de delitos y sus penas correspondientes) y Procesal (la fase probatoria del proceso y las ordalías, como pruebas del mismo), característica común, como se sabe, de los fueros calificados como "extensos", y cuyo ámbito de aplicación geográfico comprende "con exclusividad, la ciudad y su término"27.

El Prof. Dr. González Diez, Catedrático de Historia del Derecho y de las Instituciones de la Universidad de Burgos, es el encargado de la edición y transcripción del manuscrito, señalando, con carácter previo, unas reglas de carácter general en dicha transcripción para una mejor comprensión del texto foral, en cuestión, que como concluyen los autores de este estudio y transcripción, se trata de un códice escrito a mediados del siglo XV: "Es posible que esta tardía redacción o puesta por escrito que se acomete en fecha incierta pero a caballo entre las dos mitades del siglo XV, pudiera guardar alguna relación con ese nuevo papel que desde la guerra de 1431-1439 contra la Granada islámica y hasta el tiempo de los Reyes Católicos (1474-1492) había venido a asumir el territorio del reino de Jaén en general y de Andújar en particular, al convertirse en el sector más "fronterizo" de toda Andalucía, en palabras del profesor Manuel González Jiménez. Y que tal circunstancia hubiese llevado a las autoridades concejiles y a su caballería urbana a reafirmarse en sus peculiaridades jurídicas mediante la formulación escrita de aquel texto que consideraban fuente dimanante de sus prerrogativas y privilegios"28.

En la misma, el Prof. González Diez, sigue las pautas aprobadas por la Escuela de Estudios Medievales del CSIC, en sus Normas de edición y transcripción de textos y documentos (Madrid, 1944).

Antes de la transcripción, se resaltan las "leies" del Fuero de Andújar, mediante un detallado (pero "incompleto" por el manuscrito) índice de los aquí denominados capítulos, con su correspondiente rúbrica, en pp. 73-83 a cuya continuación sigue la transcripción de los llamados títulos, o leyes conservadas, un total de seiscientos setenta y cuatro, en pp. 84-249, apareciendo todas ellas con numeración romana ("en ocasiones errónea"), a excepción de catorce de los títulos que aparecen con "enunciación verbal' [Títulos 21, 22, 23, 24, 26, 33, 34, 50, 217, 225, 307 (cccy siete), 458, 528 y 529], y de cuatro encabezados con el término "fuero" [entre el Título CCCLVIII bis y el CCCLIX (2), el CCCLIX y el CCCLX (1) y el CCCCXXIII y el CCCCXXIV (1)], con frecuentes "lapsus y equivocaciones del escriba", reseñados en p. 51 del Estudio Jurídico, y resaltando la simulada autoría del texto al "Emperador Alfonso", muy probablemente para revestir al texto "de una sólida antigüedad que garantizara y legitimara la licitud de sus derechos y privilegiadas prerrogativas"29.

A lo largo del texto se resalta su vinculación con el fuero matriz, y los derivados de él, esto es, los de la denominada "familia" del Fuero de Cuenca, en especial, los textos de Übeda, Baeza, Iznatoraf y Sabiote, por su especial vinculación textual, de contenido y geográfica.

Al final de la edición, y antes de su edición facsimilar [el manuscrito conservado consta de "81 folios de papel cebtí, a dos tintas..., a una sola mano, en letra gótica cursiva de mediados del siglo XV (reinado de Enrique rv), a dos columnas, sin letras capitales... de dimensiones 298x215mm."]30, realizada por González Diez, se detalla una tabla de concordancias textuales entre el Fuero de Andújar y los textos locales de Baeza y de Sabiote, con el que el texto foral iliturgitano presenta "enormes similitudes de estructura y contenido"31, aunque como se podrá comprobar con su lectura, y lo subraya el Prof Martínez Llórente: "presenta frente a éstos destacadas y curiosas singularidades que hacen de él un importante medio para una mejor comprensión del alcance, intensidad y desarrollo del proceso difusor del derecho privilegiado de frontera por Andalucía"32.

No me gustaría finalizar las presentes líneas sin felicitar a los promotores de esta obra, por su iniciativa en la edición de este texto foral (y por su magnífica presentación), y muy especialmente, a los Profesores Dres. Emiliano González Diez y Félix Martínez Llórente, investigadores serios y rigurosos, especialistas en Derecho Medieval castellano33, por su excelente trabajo, que a partir de su publicación constituirá, constituye ya de hecho, una obra de obligada referencia en el estudio e investigación de nuestro Derecho histórico, al ser el Fuero de Andújar, un "desconocido para la historiografía general y para la jurídica en particular"34.

Como señalaba Muñoz y Romero: "La publicación de nuestros fueros municipales y cartas pueblas es una necesidad tiempo há reconocida por los hombres más doctos de España"35.

Sin lugar a dudas estamos ante una obra de referencia en el ámbito de nuestra historiografía jurídica, el Fuero de Andújar, la única copia con la que contamos en la actualidad36, del que esperamos exhaustivos estudios en torno a su contenido, al ser, como sabemos, los fueros municipales la "fuente más representativa" 37 de nuestro Derecho medieval38.

Notas

1 BARRERO GARCÍA, Ana María - ALONSO MARTÍN, María Luz, Textos de Derecho local español en la Edad Media. Catálogo de fueros y costums municipales (Madrid, 1989), p. 510.

2 BARRERO GARCÍA, Ana María, La familia de los fueros de Cuenca, en AHDE. 46 (1976), pp. 713-721.

3 Número de inventario 15106, de la Biblioteca de la "Fundación Lázaro Galdiano".

4 BARRERO GARCÍA, A. M. - ALONSO MARTÍN, M. L., Textos de Derecho local, cit., pp. 123 y 510, lo sitúan cronológicamente entre 1228 y 1241.

5 MARTÍNEZ LLORENTE, R, "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar (Jaén, 2006), p. 46.

6 GIBERT, R., El derecho municipal de León y Castilla, en AHDE. 31 (1961), en homenaje a D. Galo Sánchez, pp. 695-753, esp. p. 744.

7 BARRERO GARCÍA, A. M. - ALONSO MARTÍN, M. L., Textos de Derecho local, cit., pp. 216-217.

8 GARCÍA-GALLO, Alfonso, Aportación al estudio de los fueros, en AHDE. 26 (1956), pp. 387-446, esp. pp. 438 ss.

9 MARTÍNEZ LLORENTE, R, "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. 44: "[...] desde las postrimerías del reinado del rey Fernando —y más difícilmente, desde el primer bienio (1255-1256) del de su sucesor, Alfonso X, merced a la política de implantación del Fuero Real desarrollada por éste último a lo largo de los mismos— los concejos andaluces que disponían de análogo régimen jurídico al expresado —Andújar, entre ellos—, debieron apreciar en la novedosa política regia de implantación del derecho del Fuero Juzgo un serio y flagrante peligro para el conjunto de libertades y privilegios que habían venido informando y fundamentando su peculiar vida municipal". En este sentido, sobre el Fuero de Cuenca, véanse los trabajos de Rafael de UREÑA Y SMENJAUD, sobre el Fuero de Cuenca: El Fuero de Zorita de los Canes, según el Códice 247 de la Biblioteca Nacional (siglo XIII al Xiv) y sus relaciones con el Fuero Latino de Cuenca y el Romanceado de Alcázar (Madrid, 1911) [editado anteriormente en Memorial Histórico Español 44, de ese mismo año de 1911]; Las ediciones del Fuero de Cuenca (Madrid, Academia de la Historia, 1917); y su obra postuma, El Fuero de Cuenca (Formas primitiva y sistemática: texto latino, texto castellano y adaptación del fuero de Iznatoraf). Edición crítica con introducción, notas y apéndice (Madrid, Real Academia de la Historia, 1935), y la nueva edición de esta obra, con "Introducción" de Raquel Escutia Romero (Cuenca, Ediciones de la Universidad de Castilla-La Mancha, 2003).

10 Véase GARCÍA-GALLO, Alfonso, Los fueros de Toledo, en AHDE. 45 (1985), pp. 341-488: y ALVARADO PLANAS, J., Los Fueros de concesión real en el espacio castellano-manchego (1065-1214). El Fuero de Toledo, en Espacios y Fueros en Castilla-La Mancha (Siglos Xl-xv). Una perspectiva metodológica (Madrid, 1995), pp. 91-139.

11 MARTÍNEZ LLORENTE, F. "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., pp. 38-39; en p. 43: "Fernando III tuvo el conocimiento, sin ambages, de la idoneidad de este Fuero Juzgo, como derecho municipal, por ser mucho más acomodado a la mentalidad regia y, sobre todo, al contexto físico y social de las nuevas ciudades andaluzas, conquistadas que a un régimen foral de frontera".

12 En este sentido, MARTÍNEZ DíEZ, G., La conquista de Andújar: su integración en la Corona de Castilla, en Boletín del Instituto de Estudios Giennenses 176-2 (2000), pp. 615-644.

13 HERNÁNDEZ, F. J. Los Cartularios de Toledo. Catalogo documental (Madrid, Fundación Ramón Areces, 1985), esp. Documentos 107 y 108, en pp. 106-108.

14 "MARTÍNEZ LLORENTE, F. "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. 19.

15 Ibidem, p. 22.

16 Resulta un dato curioso, que en el manuscrito conservado del Fuero de Andújar, se refiere a Andújar como "villa", y no como "ciudad", título ya concedido, como hemos indicado previamente. Dicha circunstancia fue explicada por García-Gallo, como señala el Prof. Martínez Llorente en su "Estudio", cuando el maestro desaparecido, probó la hipótesis de hacer a la villa de Huete "cuna de la versión más primitiva del fuero de Cuenca" [BARRERO GARCÍA, A. M., El proceso de formación del fuero de Cuenca (notas para su estudio), en Anuario de Estudios Medievales 12 (1982), pp. 41-58, esp. pp. 52-53]; o como señala, el propio Martínez Llórente, podría resultar la hipótesis, de que la escritura del texto foral iliturgitano, sea, incluso, anterior a la obtención de dicha merced como "ciudad", cuestión que cuadraría perfectamente en la datación del manuscrito conservado, como más adelante se podrá comprobar.

17 MARTÍNEZ LLORENTE, F. "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. 23.

18 Ibidem, p. 25: "Entre julio y diciembre de 1226 van a quedar definitivamente sometidas a la autoridad del rey Fernando III las ciudades y fortificaciones de Capilla, Martos, Andújar y Baeza, además de las fortalezas de Salvatierra y Borjalamel". Algún autor, como Antonio TERRONES DE ROBRES, Vida, Martirio, Translación y Milagros de San Euphrasio, obispo y patrón de Andújar. Origen, Antigüedad y Excelencias desta ciudad, privilegios de que goza y varones insignes en santidad, letras y armas que a tenido (Granada, 1657), la ha datado el 18 de julio de 1219.

19 Ibidem, p. 31.

20 Cuya estructura ya está plenamente formada, no diferenciándose en nada de la organización municipal de los concejos de la Extremadura castellano-leonesa o el reino de Toledo (p- 33).

21 Ibidem, p. 33.

22 PESET, M. - GUTIÉRREZ CUADRADO, J. Fuero de Úbeda (Valencia, 1979): "El Fuero de Ubeda en su historia", p. 147: "No contamos con datos mínimamente fiables para determinar fechas; algunas que se han manejado no convencen ciertamente. Andújar, Baeza, Úbeda, Iznatoraf, Sabiote, Santisteban del Puerto, Cazorla, [...] Segura y Montiel más al norte, estos últimos de la orden de Santiago. De todos ellos se sabe que fueron concedidos durante el reinado del santo Fernando III" [y nota 112 en p. 147: "Andújar ya estaba concedido en 1241, 10 de marzo, en que san Fernando dice: 'Vi las leyes del fuero que avíen y dizie en muchos lugares que lazrase uno por otro, e porque vi que no era su pro, mando e do por fuero que non lazre uno por otro... Otrosí me rogaron que maguer que en su fuero yacía en munchos lugares que ovieren lit, que les otorgase que non oviese lit sobre otra cosa ninguna, fuera sobre aver morisco"', MANUEL, Memorias, fol. 454, no parece que haya concesión real"].

23 En orden a esta cuestión, Rafael GIBERT, El derecho municipal de León y Castilla, cit., p. 744, muy probablemente al seguir la opinión de Rafael de Ureña, dice: "El mismo Alfonso VIII concedió el fuero de Cuenca a localidades de su reconquista: Moya en 1210, Iniesta y Alcaraz en 1213; a Consuegra, Huete, Alarcón y Andújar en fecha incierta [...]".

24 MARTÍNEZ LLORENTE, F., "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. 35: "En todo caso, vaya por delante que si existió alguna vez un documento de tal naturaleza otorgado por Alfonso VII a los defensores y pobladores de la plaza de Andújar, en manos leonesas poco más de un bienio —entre agosto de 1155 y noviembre de 1157-, lo cierto es que se perdería con la posterior toma de la plaza por los almorávides".

25 BARRERO GARCÍA, A. M. - Alonso Martín, M. L., Textos de Derecho local, cit., pp. 546-547.

26 MARTÍNEZ LLOÓRENTE, F. "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. 42.

27 Ibidem, p. 58; en este sentido, p. 59: "La vecindad proporciona a quien la posee tanto en la ciudad como en su término una condición jurídica privilegiada por residencia en la que estarían incluidas la igualdad y protección jurídicas, el disfrute preferente de los bienes y exenciones fiscales, concejiles, el respeto y la libertad de sus bienes, o el acceso exclusivo a los oficios o magistraturas municipales, siempre que cumplan los requisitos adicionales exigidos para ello" (aunque dicha igualdad es más teórica que real, al distinguir el texto entre "Caballeros" y "Villanos pecheros", en este sentido, p. 60).

28 Ibidem, p. 57.

29 Ibidem, p. 52: "[...] qué mejor que retrotraer su existencia e inalterada vigencia a los tiempos del Emperador leonés, a cuya iniciativa se debió una efímera conquista cristiana de la plaza, algo que por otro lado, muy pocas poblaciones de Andalucía podían invocar, Andújar entre ellas"; idéntico caso resulta el Fuero de Baeza [ROUDIL, J., EL Fuero de Baeza. Edición, estudio y vocabulario (La Haya, 1962)]; Ubeda señala únicamente al rey Fernando [PESET, M. - GUTIÉRREZ CUADRADO, J., Fuero de Ubeda, cit.]; más curioso, como resaltan los autores, resulta el caso de Sabiote, puesto que en la rúbrica del artículo Io se señala al rey castellano Fernando, como otorgante, mientras que en el cuerpo del precepto, se señala al "Rey Don Alfonso" [PORRAS ARBOLEDAS, P., Fuero de Sabiote, en Cuadernos de Historia del Derecho 1 (1994), pp. 243-441].

30 Ibidem, p. 49: "El ejemplar se encuentra encuadernado en un mismo códice con una pieza manuscrita de la Quinta Partida, de 100 folios, con el que nunca formó unidad antes de que así se procediera, lo que llevó a una anónima mano a dejar constancia de tal incongruencia en el primer folio de la misma con estas palabras: Estas leyes de la quinta Partida, de las leyes de las 7 Partidas es cosa impertinente estar aquí".

31 Ibidem, p. 47: "Con enormes similitudes de estructura y contenido a otros fueros geográfica e históricamente próximos, como Baeza, Sabiote, Alcaraz o Übeda".

32 Ibidem.

33 Sería obvio realizar, aquí y ahora, un listado de sus obras, conocidas por todos los historiadores de nuestro Derecho, insertas en dicha línea de investigación.

34 MARTÍNEZ LLORENTE, F. "Estudio histórico-jurídico", en Fuero de Andújar, cit., p. A7; de todos los textos forales de la familia del Fuero de Cuenca, el de Andújar, ahora maravillosamente editado, es el más desconocido, y del que apenas, hasta fechas recientes, se tenía noticia (p. 48).

En este sentido, ya Tomás Muñoz y Romero nos da noticia de la existencia del Fuero de Andújar, aunque de forma equivocada respecto de su autoría, como el Prof. Martínez Llórente ha puesto de manifiesto; así [MUÑOZ Y ROMERO, T.], Colección de Fueros y Cartas-Pueblas de España por la Real Academia de la Historia. Catálogo (Madrid, Imprenta de la Real Academia de la Historia, 1852), p. 23: "Andújar. ciudad de la prov. de Jaén, part, judie, de su nombre. D. Alfonso VIII la concedió el fuero de Cuenca. Terrones, Vida de San Eufrasio, origen y antigüedad de Andújar, fól. 102. Al fól. 82 v. inserta varias leyes de este fuero.

El rey D. Fernando III dio privilegio reformando las disposiciones del fuero, que mandaban que el padre respondiese de la deuda del hijo, el marido de la muger y vice versa, y eximiéndoles de toda lid como no fuese sobre haber morisco: su fecha en Baeza á 19 de Marzo de 1241. Memorias para la vida de San Fernando, part. 3.a, pág. 454".

35 MUÑOZ Y Romero, T., Colección de Fueros Municipales y Cartas Pueblas de los reinos de Castilla, León, Corona de Aragón y Navarra (Madrid, 1847), I, "Advertencia", p. 3; quien además Índica en p. 4: "El estudio de estos documentos no solo es útil, sino indispensable, para comprender nuestra historia y nuestra legislación".

36 Ello no es óbice, como dicen los autores de la edición, "para imaginar la existencia de otro u otros ejemplares anteriores de los que se copiara el presente, hoy lamentablemente perdidos", en p. 49. En este sentido, GONZÁLEZ DÍEZ, E. El régimen foral vallisoletano (Valladolid, 1986), "Introducción", p. 7: "El acervo de los fueros locales que han llegado hasta nosotros, con alcanzar en toda la geografía híspana la cifra de un par de millares, constituye tan sólo una pequeña parte de los que un día fueron puestos por escrito, porque fuero consuetudinario u oral tuvieron todas las comunidades locales o núcleos de población".

37 GARCÍA-GALLO, A., Aportación al estudio de los fueros, cít., p. 387.

38 GONZÁLEZ DÍEZ, E. El régimen foral vallisoletano, cít., p. 7: "El tema de los fueros locales siempre ha atraído la atención no sólo de los historiadores profesionales del Derecho, sino también de multitud de historiadores y cronistas locales que con ellos exaltaban las glorías y las peculiaridades de su patria chica o de la ciudad o villa de sus querencias"; así desde que Tomás Muñoz y Romero, publicara sus, ya citados, trabajos: Colección de Fueros municipales y Cartas Pueblas de los reinos de Castilla, León, Corona de Aragón y Navarra y el Catálogo (publicado por la Real Academia de la Historia, sin hacer constar su autoría de forma expresa).

 

Creative Commons License Todo o conteúdo deste periódico, exceto onde está identificado, está licenciado sob uma Licença Creative Commons