SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
 número40ReseñaReseña índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


Revista de estudios histórico-jurídicos

versión impresa ISSN 0716-5455

Rev. estud. hist.-juríd.  no.40 Valparaíso ago. 2018

http://dx.doi.org/10.4067/S0716-54552018000100700 

Bibliografía

Reseña

Jakob Stagl1 

1Universidad de Chile, Santiago, Chile

Blanch Nougués, Juan Manuel. Locuciones latinas y razonamiento jurídico. Una revisión a la luz del derecho romano y del derecho actual. Madrid: Dykinson S.L., 2017. 752p. ISBN: 978-84-9148-068-6.

El autor de este libro es profesor de derecho romano en la Universidad CEU-San Pablo de Madrid.

Tal y como indica el título del libro, su propósito consiste en explicar el origen de las locusiones latinas más usadas en el lenguaje jurídico, así como su significado jurídico, dirigido a un público de no romanistas (y no canonistas).

Con ese fin el autor antepone a las locusiones, que se encuentran en orden alfabético, varios capítulos introductorios. El primero (pp. 3-28) trata principalmente sobre la razón jurídica y defiende el valor del estudio del derecho romano para apropiarse de tal razón. El segundo capítulo introductorio (pp. 29-64) ofrece un “breve compendio de historia y fuentes del derecho romano y su recepción en Europa”; en este capítulo el autor explica con evidente claridad y dominio de la materia los datos más básicos del derecho romano y su acogida, dicha recepción hasta el siglo XX. El tercer capítulo introductorio (pp. 64-78) expone con la misma claridad el proceso civil romano y el último capítulo (pp. 78-82) el proceso penal romano. Estos capítulos introductorios resultan de gran utilidad para los lectores que no han tenido la gracia de asistir a un curso de derecho romano, o bien, han olvidado la materia.

El plato fuerte del libro son, por supuesto, las locuciones latinas (pp. 91-668), organizadas por orden alfabético desde absurdo hasta vox populi. Las entradas pueden variar mucho en su carácter, si bien han sido todas desarrolladas con la misma metodología. Primeramente se explica la pronunciación -no tan fácil como ya sabemos todos-, a continuación se ofrece una traducción literal de la locución, y luego finaliza explicando el significado y el contexto de la misma. Las explicaciones pueden variar en extensión y profundidad intelectual, como podría ser una explicación descrita en dos líneas, como por ejemplo, la locución ab interim (p. 117), o hasta en cinco páginas, incluyendo también bibliografía, como es el caso de la causa (pp. 167-172). Respecto a esta locusión es menester enfatizar el valor de tales explicaciones, pues no todos los juristas que utilizan este término en su trabajo cotidiano saben cuántos significados puede tener esta pequeña palabra, y muchos malentendidos podrían evitarse si todos hubieran leído esta entrada.

El primer significado puede ser el propósito de un negocio, que el autor ilustra con algunas fuentes. El segundo significado se refiere a las cuatro causas de Aristóteles y en el caso del tercer significado, causa es el motivo del negocio, como muestra, a propósito, el artículo 1467 del Código Civil, según el cual “no puede haber obligación sin una causa real y lícita”. El cuarto significado está referido al contrato subyasente que porta la transferencia de la propiedad u otro derecho real. El quinto es la causa en el sentido del caso y el último tiene aplicación en el derecho de las servidumbres, donde se habla de causa perpetua “entendida como la disposición objetiva del fundo dominante que justifique la constitución de la servidumbre” (p. 172).

El libro finaliza con una bibliografía y unos índices.

El libro de Juan Manuel Blanch constituye una contribución preciosa a la difusión del conocimiento del derecho romano, por un lado, y por el otro compone un vademécum sencillo y preciso para el jurista en su trabajo cotidiano quiera evitar la desgracia de citar mal, o de forma inapropiada, una locución latina. En resumen, es un libro que debería tener un lugar en la biblioteca de cada jurista de habla hispana.

Creative Commons License Este es un artículo publicado en acceso abierto bajo una licencia Creative Commons