SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.17 issue1ANATOMICAL VARIATION OF THE SARTORIUS MUSCLEXIX CONGRESO CHILENO DE ANATOMIA author indexsubject indexarticles search
Home Pagealphabetic serial listing  

Services on Demand

Journal

Article

Indicators

Related links

Share


Revista chilena de anatomía

Print version ISSN 0716-9868

Rev. chil. anat. vol.17 n.1 Temuco  1999

http://dx.doi.org/10.4067/S0716-98681999000100015 

NIVEL DE DIVISION DE LA ARTERIA TIBIAL POSTERIOR

DIVISION LEVEL OF THE POSTERIOR TIBIAL ARTERY

* Mariano del Sol
* Enrique Olave
** Carla Gabrielli
*** Eduardo Mandiola

RESUMEN: La arteria tibial posterior es el principal vaso que irriga el pie a través de sus ramas terminales, las arterias plantares medial y lateral. Las intervenciones quirúrgicas a nivel del retináculo de los músculos flexores son relativamente frecuentes, siendo necesario tener un conocimiento acabado de la región.

Disecamos 100 pies de cadáveres de individuos adultos de ambos sexos, pertenecientes a los laboratorios del Departamento de Morfología de la Universidade Federal de São Paulo-Escola Paulista de Medicina, Brasil y de la Unidad de Anatomía Humana de la Universidad de La Frontera, Chile. Con ayuda de una lupa estereoscópica se disecaron los vasos tibiales posteriores a nivel del retináculo de los músculos flexores.

La arteria tibial posterior se dividió distal al ápice del maléolo medial en el 100% de los casos. La distancia media poblacional entre el punto de división y el ápice del maléolo medial se encuentra entre 14,3 mm y 22,4 mm con 95% de confianza, no existiendo diferencia significativa entre ambos lados. La media poblacional de las distancias obtenidas entre la división de la arteria tibial posterior y el margen superior del músculo abductor del hálux se encontraba entre 2,1 mm y 3,7 mm. No existe diferencia significativa entre ambos lados.

PALABRAS CLAVE: 1. Anatomía; 2. Arteria tibiales; 3. Retináculo de los músculos flexores

INTRODUCCION

La arteria tibial posterior desciende medialmente en el compartimiento posterior de la pierna. Según DANGELO & FATTINI (1988) y WILLIAMS et al. (1995) su división en las arterias plantares medial y lateral ocurre a medio camino entre el maléolo medial y el tubérculo medial del calcáneo, bajo el músculo abductor del hálux.

Para TESTUT & LATARJET (1968) esta arteria termina por bifurcación en el momento de cruzar el tendón del músculo flexor largo de hálux. Este punto de división estaría situado en las intersección de dos líneas: una vertical que prolonga el margen posterior del maléolo medial y otra horizontal que pasa tangente a la tuberosidad del hueso navicular.

Se sabe que el síndrome del túnel tarsiano es una entidad clínica menos común que su homólogo de la mano (síndrome del túnel carpiano), sin embargo existen artículos de revisión recientes que tratan sus aspectos anatómicos (LAU & DANIELS, 1999) pero no abordan la división de la arteria tibial posterior desde el punto de vista de sus relaciones métricas frente a otras estructuras tales como el nervio tibial.

Realizamos este estudio con la finalidad de aclarar algunas dudas surgidas durante la revisión bibliográfica, en relación a la división de la arteria tibial posterior y de esta manera aportar nuevos conocimientos de la región retromaleolar medial que permitan ser aplicados en las cirugías realizadas en esa zona.

MATERIAL Y METODO

Disecamos 100 pies de cadáveres de individuos adultos de ambos sexos, pertenecientes a los Laboratorios del Departamento de Morfología de la Universidade Federal de São Paulo-Escola Paulista de Medicina y de la Unidad de Anatomía Humana de la Universidad de La Frontera, Chile.

A nivel del maléolo medial fue rebatido el retináculo de los músculos flexores, retirándose el tejido adiposo subyacente, lo que permitió vizualizar los vasos y nervios de la región. Estos elementos fueron disecados hasta el margen superior del músculo abductor del hálux.

El nivel de división de la arteria tibial posterior fue determinado en relación al margen superior del músculo abductor del hálux y al ápice del maléolo medial o plano maleolar, definido como un plano horizontal tangente al ápice del referido maléolo.

Las medidas fueron obtenidas con un caliper digital Mitutoyo.

RESULTADOS

La arteria tibial posterior en su parte distal, superior al maléolo medial, se encuentra acompañada por las dos venas tibiales posteriores, localizadas anterior y posteriormente a ella. La arteria tibial posterior se relaciona además con el nervio tibial hasta su división en los nervios plantares medial y lateral, situación que ocurre proximal al margen superior del músculo abductor del hálux, relacionándose luego con los nervios plantares.

Antes de su terminación, la arteria tibial posterior emite una rama calcanea que se dirige horizontalmente hacia atrás, la cual después de un corto trayecto se divide en tres ramas terminales: superior, anterior y posteroinferior, cada una acompañada de sus respectivas venas. La rama superior tiene un trayecto recurrente, se profundiza y se distribuye en la zona pretendinosa de inserción del tendón calcáneo. La rama anterior se dirige hacia adelante y arriba, cruza la cara lateral del nervio tibial para distribuirse en la cara medial del talón. La rama posteroinferior sigue paralela a la arteria tibial posterior, desciende por la cara medial del calcáneo a través de un canal que le forma el retináculo de los músculos flexores y luego es alcanzada por un ramo calcáneo medial, procedente del nervio tibial o del nervio plantar lateral. Cruza a nivel del origen del tendón del músculo abductor del hálux, distribuyéndose en el tejido celular subcutáneo del talón y planta del pie alcanzando el cuarto posterior de ella.

La última rama colateral de la arteria tibial posterior marca el sitio de origen del ramo nervioso para el músculo abductor del dedo mínimo, el cual se origina de la parte proximal del nervio plantar lateral o directamente del nervio tibial.

Fig. 1. Vista medial del tercio inferior de la pierna y pie. 1. Maléolo medial; 2. Calcáneo; 3. Músculo abductor del hálux (reclinado de su margen superior); 4. Arteria tibial posterior; 5. Arteria plantar medial; 6. Arteria plantar lateral; A. Plano maleolar; B. Plano tangente al margen superior del músculo abductor del hálux

Tomando como referencia el margen superior del músculo abductor del hálux, la arteria tibial posterior se dividió proximal a este punto en el 68% de los casos. En el 32% de los casos, la división fue verificada en relación con la cara profunda del músculo abductor del hálux y/o con la cara superficial de la cabeza medial del músculo cuadrado plantar, cuando esta última tenía un origen alto en la cara medial del calcáneo.

Cuando la división de la arteria tibial posterior se realizaba profunda al músculo abductor del hálux ésta se encontraba oculta por las numerosas anastomosis entre las venas plantares y la formación de las dos venas tibiales posteriores.

La media poblacional de las distancias obtenidas entre la división de la arteria tibial posterior y el margen superior del músculo abductor del hálux, en ambos lados, se encontraba entre 2,1 mm y 3,7 mm, con un 95% de confianza.

Considerando el segundo punto de referencia, o sea, el ápice del maléolo medial, la arteria tibial posterior se dividió distal al mismo en el 100% de los casos.

La media poblacional de las distancias en relación a la división de la arteria tibial posterior, distal al ápice del maléolo medial en ambos lados, se encontraba entre 14,3 mm y 22,4 mm con 95% de confianza.

DISCUSION

A nivel del túnel tarsiano las estructuras neuro-vasculares se encuentran íntimamente relacionadas. Es aquí donde pueden producirse lesiones del nervio tibial por diferentes causas, entre ellas, el ingurgitamiento vascular.

La división de la arteria tibial posterior ocurre siempre distal a la división del nervio tibial. Este último se divide según DEL SOL et al., (1991) proximal al margen superior del músculo abductor del hálux en el 100% de los casos. Así, hemos constatado que la división de la arteria tibial posterior se realiza más distalmente, es decir muy próxima al margen superior del referido músculo, concordando con las observaciones de TESTUT & LATARJET y MORRE, entre otros.

Aún cuando la división del nervio tibial ha sido verificada a diferentes niveles como: arriba del maléolo medial (PRZYLUCKI & JONES, 1981), atrás o a nivel del maléolo medial (LATARJET & RUIZ LIARD, 1988), cubierto por el retináculo de los músculos flexores (BENNINGHOFF & GOERTTLER, 1986) y otros sitios, lo normal es que se divida siempre más precozmente que la arteria tibial posterior y por tanto, posterior a ella. Por esto el origen de los dos nervios plantares está en relación con la parte terminal de la arteria tibial posterior, como lo han señalado TESTUT & LATARJET.

Esto queda claro cuando observamos el origen de la última rama colateral de la arteria tibial posterior la cual marca el origen del ramo nervioso para el músculo abductor del dedo mínimo (ramo del nervio plantar lateral en el 88% de los casos, según DEL SOL & PRATES, 1988), y señalado como uno de los causantes de talalgia plantar.

A pesar de lo anterior FLANIGAN et al., (1997) sostienen que la irrigación del nervio tibial y de los nervios plantares laterales proviene en general, directamente de sus correspondientes arterias, aún cuando esta división se realice a distintos niveles.

El conocimiento de las relaciones de la arteria tibial posterior adquiere importancia durante las neurectomías selectivas y en general, en los tratamiento quirúrgicos de la talalgia plantar, ya que ésta puede ser involuntariamente lesionada. Por esta razón, el sitio de su división tiene además una importancia anátomo-quirúrgica.

SUMMARY: The posterior tibial artery and its branches are the principal vessel in the foot irrigation. The surgery at level of the flexor retinaculum is relative frequent.

One hundred feet from adult cadavers, of both sexes, were dissected in the Morphology Department of the Universidade Federal de São Paulo-Escola Paulista de Medicina, Brazil and the Anatomy Discipline of the Universidad de La Frontera, Chile. The tibial posterior vessels were dissected at the flexor retinaculm level with the aid of a magnifying glass.

The posterior tibial artery divides distal to the malleolus medialis apex in 100% of the cases. The mean populational distance between the point of division of the artery and the medial malleolus apex was found between 14.3 mm y 22.4 mm with 95% confidence limits. No significant difference was observed between both sides. The mean populational distance between the division of the artery and the superior margin of the abductor hallucis muscle was found between 2.1 mm y 3.7 mm. No significant difference between both sides.

KEY WORDS; 1. Anatomy; 2. Tibial arteries; 3. Flexor retinaculum.
* Facultad de Medicina, Universidad de La Frontera, Temuco, Chile.
** Facultad de Medicina,Universidad Federal de Santa Catarina, Brasil.
*** Facultad de Medicina, Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.
Proyecto N 99/29 Financiado por la Dirección de Investigación de la Universidad de La Frontera, Chile.

 Dirección para correspondencia:
Sr.
Prof. Dr. Mariano del Sol C.
Facultad de Medicina
Universidad de La Frontera
Casilla 54-D
Temuco - CHILE


email:mdelsol@ufro.cl
 

Recibido : 28-04-1999
Aceptado: 02-06-1999

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

BENNINGHOFF, A. & GOERTTLER, K. Trattato di anatomia funzionale. 2. ed. Padova, Piccin, 1986.V. 3.         [ Links ]

DANGELO, J. G. & FATTINI, C. A. Anatomia humana sistêmica e segmentar. 2. ed. Rio de Janeiro, Atheneu, 1988.         [ Links ]

DEL SOL, M. & PRATES, J. C. Inervação do músculo abductor digiti minimi de pé no homem. F méd(BR), 96(4):209-13, 1988.         [ Links ]

DEL SOL, M.; PRATES, J. C. & RIBEIRO, E. Nível de divisão do nervo tibial. F méd(BR), 102(5):151-4, 1991.         [ Links ]

FLANIGAN, D. C.; CASELL, M. & SALTZMAN, C. L.Vascular supply of nerves in the tarsal tunnel. Foot Ankle, 18(5):288-92, 1997.         [ Links ]

LATARJET, M. & RUIZ LIARD, A. Anatomía. 2. ed. México, Panamericana, 1988. V. 1.         [ Links ]

LAU, J. T. & DANIELS, T. R. Tarsal tunnel syndrome: a review of the literature. Foot Ankle Int., 20(3):201-9, 1999.         [ Links ]

MORRE, K. L. Anatomía con orientación clínica. 3. ed. Madrid, Panamericana, 1997.         [ Links ]

PRZYLUCKI, H. & JONES, C. L. Entrapment neuropathy of muscle branch of lateral plantar nerve. J. Am Podiatry Assoc., 71(3):119-24, 1981.         [ Links ]

TESTUT, L. & LATARJET, A. Tratado de anatomía humana. 9. ed. Barcelona, Salvat, 1968. V. 2.         [ Links ]

WILLIAMS, P. L.; WARWICK, R.; DYSON, M. & BANNISTER, L. H. ed. Gray Anatomia. 37 ed. Rio de Janeiro, Guanabara Koogan, 1995.         [ Links ]

 

 

Creative Commons License All the contents of this journal, except where otherwise noted, is licensed under a Creative Commons Attribution License