SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.49 issue91Multimodal analysis of a sample of political posters in Ireland during and after the Celtic Tiger author indexsubject indexarticles search
Home Pagealphabetic serial listing  

Services on Demand

Journal

Article

Indicators

Related links

  • On index processCited by Google
  • Have no similar articlesSimilars in SciELO
  • On index processSimilars in Google

Share


Revista signos

On-line version ISSN 0718-0934

Rev. signos vol.49 no.91 Valparaíso Aug. 2016

http://dx.doi.org/10.4067/S0718-09342016000200006 

RESEÑAS

Parodi, G. (2014). Comprensión de textos escritos. La Teoría de la Comunicabilidad. Buenos Aires: EUDEBA. ISBN: 978-950-23-2377-0. 198 páginas.

 

Susana B. Nothstein
CBC (Universidad de Buenos Aires)
IDH (Universidad Nacional General Sarmiento)
Argentina
snothstein@gmail.com


 

En un contexto de inquietud creciente por las dificultades de comprensión del discurso escrito que, en todos los niveles y áreas de la formación, se advierten, la reedición ampliada que Giovanni Parodi ofrece de su obra de 2005 resulta particularmente significativa para investigadores del área de la pedagogía de la lectura y la escritura, y para docentes. Los dos capítulos que el autor incorpora a su sintética pero clara y aguda presentación de modelos y teorías acerca de la comprensión de textos escritos muestran que el deseo de Parodi de que su obra abriera nuevos caminos de investigación en América Latina se ha cumplido durante los nuevos años transcurridos. Así, uno de los capítulos nuevos da cuenta de un modelo conceptual –la Teoría de la Comunicabilidad– que ha tomado cuerpo y forma a través de las investigaciones sostenidas de la Escuela de Lingüística de Valparaíso. El otro, de carácter empírico, identifica los géneros discursivos más frecuentes a partir de los cuales los doctorandos de disciplinas diversas acceden al conocimiento especializado.

La paradoja que motivaba la primera edición:

“en los inicios de este siglo XXI –altamente mediático, digital y de comunicación inalámbrica– persiste una crisis focalizada en el desarrollo y manejo eficiente de la lengua escrita” (Parodi, 2005: 11).

Como Parodi lo expresa, vigente, a pesar de los avances significativos en investigación. Es en este marco, entonces, que la reflexión actualizada y recontextualizada sobre el sistema cognitivo y las teorías de la comprensión desde una perspectiva psicolingüística, tema vertebrador de la obra, resulta imprescindible.

Comprensión de textos escritos. La Teoría de la Comunicabilidad consta de una introducción, nueve capítulos, y una extensa y completa sección de referencias bibliográficas, esencial para profundizar en las teorías que articulan el panorama del tema en cuestión. El capítulo 1, “El sistema cognitivo humano y la comprensión de textos” tiene una función introductoria en la medida en que da cuenta de los conceptos necesarios para enmarcar los desarrollos de capítulos posteriores. Se describen las arquitecturas cognitivas y los sistemas de representación. En cuanto al primero de estos aspectos, se consideran los sistemas modulares, principalmente desde el trabajo de Fodor (1986), los interactivos y algunas propuestas alternativas (Karmiloff-Smith, 1992; Fodor, 2003), que se presentan como integradoras y divergentes respecto de las dos anteriores. En lo relativo a los niveles de representación mental, la falta de consenso que persiste entre los investigadores dificulta señalar una propuesta uniforme. Sin embargo, Parodi, a partir de van Dijk y Kintsch (1983), que goza de cierto reconocimiento, refiere trabajos que han identificado representaciones y procesos en otros niveles: el modelo de contexto (van Dijk, 1999a, 1999b, 2001) y el tipo y género de texto (van Dijk, 1980; Adam, 1992; Ciapuscio, 1994, 2003; Parodi, 2008a). A modo se cierre del capítulo, se indican avances interesantes de modelos que en su metodología de trabajo emplean tecnología computacional; aunque aún están en desarrollo, podrían contribuir a homogeneizar la diversidad de propuestas fragmentarias.

En el capítulo 2, se abordan algunos modelos y teorías cuyos propósitos son la descripción y la explicación de la comprensión lingüística; en particular, la del discurso escrito. Los cinco que el autor elige debido a su impacto y relevancia son el estratégico y proposicional de van Dijk y Kintsch (1983); el integral de Peronard y Gómez Macker (1985); la teoría construccionista de Graesser, Singer y Trabasso (1994), el modelo de construcción e integración de Kintsch (1988, 1998) y el de indexación de eventos de Zwaan y Radvansky (1998). Cabe destacar que la selección es más que oportuna para quien busca un panorama en el tema, ya que los modelos mencionados tienen la particularidad, por un lado, de compartir rasgos, componentes y supuestos; por el otro, cada uno enfatiza un modo de procesamiento con rasgos peculiares. Asimismo, la concisa y clara exposición pone en evidencia ciertas restricciones: concentración casi exclusiva en la comprensión de textos narrativos, alta frecuencia del estudio de los procesos en línea; corpora conformados por textos de laboratorio y definición un tanto precaria de conceptos, procedimientos o niveles. Limitaciones que, a su vez, señalan al lector-investigador espacios de vacancia por demás interesantes.  

El capítulo 3 aborda un tema central: la discusión en torno a la naturaleza y la clasificación de las inferencias. Luego de un sintético y lúcido recorrido por diversas conceptualizaciones que el término ha recibido, se adopta, desde la perspectiva psicolingüística, una noción que se distancia de los principios de la lógica formal tradicional:

“conjunto de procesos mentales que –a partir de la información textual disponible y la correspondiente representación mental coherente elaborada por quien lee– un sujeto realiza para obtener un conocimiento nuevo no explicitado, toda vez que se enfrenta a la comprensión de un texto dado” (Parodi, 2014: 57).

No obstante, se explicita que la complejidad de los procesos inferenciales requiere la coexistencia de múltiples concepciones, las que, indudablemente, contribuyen a dar cuenta de ellos. Presentar una taxonomía de las inferencias no es una tarea más sencilla. En función del propósito del texto, se asume una decisión criteriosa: se diferencian las inferencias fundamentales de las optativas en tanto estos grupos son relevantes para la didáctica de la lengua escrita. 

El capítulo 4 “¿Qué significa comprender un texto escrito?” responde al interrogante a partir de la integración de aportes diversos que se enmarcan dentro de la ciencia cognitiva. En esta nueva edición, la sección se complementa con uno de los capítulos nuevos, el sexto, en el que los lineamientos presentados se amplían y se profundizan. El capítulo 5 ofrece un análisis iluminador para docentes e investigadores de estudios que vinculan la comprensión con la producción de textos escritos. Se revisan algunos antecedentes teóricos y se profundiza en uno de los modelos de Eisterhold (1991), el bidireccional, distinguido por su carácter integrador y explicativo. Cabe aclarar que quienes estén interesados en conocer los otros modelos pueden encontrar detalle de ellos en español en Parodi (2003). El capítulo cierra con la exposición de resultados de investigaciones en lengua española en el marco de las que se han construido instrumentos abundantes y variados para medir la comprensión y la producción de textos fundamentalmente narrativos y argumentativos. Se reafirma la estrecha conexión entre lectura y escritura, cuya bajada didáctica implica concebir el texto como una unidad semántica y estructural, y proponer a los estudiantes actividades que estimulen aquellos procesos comunes a la lectura y a la escritura, por ejemplo la activación de conocimientos previos tanto sobre la lengua como sobre el mundo.

El capítulo 6, uno de los nuevos como se refirió anteriormente, presenta la Teoría de la Comunicabilidad desplegada por la Escuela de Lingüística de Valparaíso desde los aportes fundantes de Marianne Peronard y Luis Gómez. Su principio central es la acreditabilidad de lo comprendido; esto es, la capacidad del lector para dar cuenta de lo leído y comunicarlo verbalmente o, incluso, a través de un sistema semiótico distinto de la lengua. Esta capacidad es posible sobre la base de tres supuestos generales de la Teoría, los cuales no operan secuencialmente, sino simultánea o entrecruzadamente: el de la Cognición Situada, el de la Interactividad y el de la Socioconstructividad. De cada uno de ellos derivan supuestos específicos, que en total ascienden a diez. Aunque sigue en desarrollo y no resulta absolutamente nueva, la Teoría de la Comunicabilidad tiene el mérito de ser una propuesta que, de modo integral e integrador, da cuenta del procesamiento del texto escrito. En efecto, considera la comprensión del texto escrito como macro proceso multidimensional en cuyo núcleo confluyen los más variados tipos de información, relaciones, procesos y subprocesos. De este modo, a diferencias de otras teorías centradas en lo verbal, la Teoría de la Comunicabilidad, atiende a los rasgos multisemióticos. Asimismo, puntualiza, para el procesamiento del texto, algunos elementos significativos como la información explícita y la implícita, y diferencia dos dimensiones que operan interactivamente, literal y relacional. La primera repercusión práctica de la Teoría se materializa en el Centro de Escritura y Lectura Académicas (CELA) de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso. Cabe señalar la indispensable vinculación de este capítulo con otras obras, en particular con Saber leer (Parodi, Peronard & Ibáñez, 2010).

El capítulo 7, el otro nuevo respecto de la edición 2005, presenta el marco conceptual, la metodología y los resultados de una investigación llevada a cabo por la Escuela de Lingüística de Valparaíso cuyos objetivos principales son la identificación y la descripción de los géneros académicos del nivel de Posgrado que corresponden a seis disciplinas (Biotecnología, Física, Historia, Lingüística, Literatura y Química). Ello fue posible a partir de un corpus de 3.147 textos, reunidos por los investigadores. En términos generales, los primeros resultados de la investigación dan cuenta de que el texto disciplinar, el artículo de investigación y el manual son los géneros predominantes en las disciplinas estudiadas. Esto les permite arriesgar que hay una posible homogeneidad y coincidencia en los mecanismos discursivos para la construcción y difusión del conocimiento especializado. Sin embargo, sobre la base de trabajos anteriores (Ibáñez, 2008; Parodi, 2008b), se señala la necesidad de indagar con mayor profundidad en estos géneros para analizar si, a pesar de que hay ciertos movimientos retóricos comunes, habría otros prototípicos según las disciplinas. Esta hipótesis abre un camino por transitar sumamente interesante en un contexto de crecimiento de ofertas de posgrado.

El capítulo 8 describe los lineamientos de una propuesta de capacitación en relación con la comprensión y la producción de textos, destinada a docentes de escuelas medias chilenas, y organizada por profesores e investigadores de la Pontificia Universidad Católica. La riqueza de la experiencia reside en la articulación entre desarrollos teóricos sobre comprensión, lingüística y discurso, y acciones pedagógicas concretas. En tal sentido, el capítulo tiene doble valor: ilustra el pasaje de varios conceptos –tratados en capítulos anteriores– a las clases y constituye una posible modelo a replicar o reformular en espacios análogos con el propósito de atender a las problemáticas que el docente de lengua enfrenta en su cotidianeidad.

Finalmente, el capítulo 9 contiene una reflexión integradora de los contenidos del libro y echa luz sobre los posibles caminos por transitar en la temática de la comprensión, haciendo especial énfasis en la necesidad de un abordaje que ponga en diálogo ópticas y disciplinas diversas. Así, el libro reseñado constituye una reflexión cabal en torno a los modelos de comprensión textual desde la perspectiva psicolingüística. Tiene el mérito de continuar y ampliar el panorama que sobre comprensión ya se planteaba –desde la semiótica textual– en Eco (1979) y que, entre trabajos más actuales enmarcados en la perspectiva psicolingüística, es estudiado por Solé (1992), por Alvarado (2004) y por Cubo de Severino (2005).

La obra de Parodi es imprescindible para profesionales de la lectura y de la escritura que, como señalan Arnoux y Hocevar (2014: 2):

“formamos egresados que deberán ser lectores críticos y ejercer su derecho a la palabra no solo en relación con su disciplina sino también con los diferentes espacios sociales en los que se desenvuelva su vida profesional”.

Asimismo, resulta un referente para psicólogos y educadores que, por motivos diversos, se interesan en las temáticas de la comprensión lectora. En síntesis, en el contexto actual, caracterizado por una crisis en el dominio de la lengua escrita, este libro tiene la particularidad de ofrecer un marco conceptual claro y preciso, aplicable a propuestas didácticas concretas que permitan abordar y superar las problemáticas que, en los diversos niveles de formación, obstaculizan el acceso al conocimiento.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Adam, J. (1992). Les textes: Types et prototypes. París: Nathan.         [ Links ]

Alvarado, M. (Coord.) (2004). Problemas de la enseñanza de la lengua y la literatura. Buenos Aires: Universidad Nacional de Quilmes.         [ Links ]

Arnoux, E. & Hocevar, S. (2014). Presentación. Traslaciones. Revista Latinoamericana de Lectura y Escritura, 1(2), 1-2.         [ Links ]

Ciapuscio, G. (1994). Tipos textuales. Buenos Aires: EUDEBA.         [ Links ]

Ciapuscio, G. (2003). Textos especializados y terminología. Barcelona: Instituto Universitario de Lingüística Aplicada, Universidad Pompeu Fabra.         [ Links ]

Cubo de Severino, L. (Coord.) (2005). Leo pero no comprendo. Estrategias de comprensión lectora. Córdoba: Comunicarte Editorial.         [ Links ]

Eco, U. (1979). Lector in fabula. La cooperación interpretativa en el texto narrativo. Barcelona: Lumen.         [ Links ]

Eisterhold, J. (1991). Reading-writing connections: Ttowards a descripction for second language learners. En B. Kroll (Ed.), Second language writing: Research insights for de classrommm (pp. 88-101). Cambridge: Cambridge University Press.         [ Links ]

Fodor, J. (1986). La modularidad de la mente. Un ensayo sobre la psicología de las facultades. Madrid: Ediciones Morata.         [ Links ]

Fodor, J. (2003). La mente no funciona así. Alcances y límites de la psicología computacional. Madrid: Siglo XXI.         [ Links ]

Graesser, A., Singer, M. & Trabasso, T. (1994). Constructing inferences during narrative text comprehension. Psychological Review, 101, 371-395.         [ Links ]

Ibáñez, R. (2008). El Texto Disciplinar y el acceso al conocimiento desde el análisis del género: ¿Regulación del conocimiento o persuasión? En G. Parodi, (Ed.), Géneros académicos y géneros profesionales. Accesos discursivos para saber y hacer (pp. 219-246). Valparaíso: Ediciones Universitarias de Valparaíso.         [ Links ]

Karmiloff-Smith, A. (1992). Beyond modularity. A developmental perspective on cognitive science. Londres: MIT Press.         [ Links ]

Kintsch, W. (1988). The role of knowledge in discourse comprehension: A constructive-integration model. Psychology Review, 95, 163-182.         [ Links ]

Kintsch, W. (1998). Comprehension: A paradigm for congnition. Cambridge: Cambridge University Press.         [ Links ]

Parodi, G. (2003). Relaciones entre lectura y escritura: Una perspectiva cognitiva discursiva, Antecedentes teóricos y resultados empíricos. Valparaíso: Ediciones Universitarias de Valparaíso.         [ Links ]

Parodi, G. (2005). Comprensión de textos escritos. Buenos Aires: EUDEBA.         [ Links ]

Parodi, G. (2008a). Géneros académicos y universitarios: Develando un discurso de naturaleza mixta. En G. Parodi (Ed.), Géneros académicos y géneros profesionales. Accesos discursivos para saber y hacer (pp. 97-116). Valparaíso: Ediciones Universitarias de Valparaíso.         [ Links ]

Parodi, G. (2008b). El género Manual y su organización retórica en cuatro disciplinas científicas: Entre la abstracción y la concreción. En G. Parodi (Ed.), Géneros académicos y géneros profesionales. Accesos discursivos para saber y hacer (pp.199-218). Valparaíso: Ediciones Universitarias de Valparaíso.         [ Links ]

Parodi, G. (2014). Comprensión de textos escritos. La teoría de la Comunicabilidad. Buenos Aires: EUDEBA.         [ Links ]

Parodi, G., Peronard, M. & Ibáñez, R. (2010). Saber leer. Madrid: Aguilar.         [ Links ]

Peronard, M. & Gómez Macker, L. (1985). Reflexiones acerca de la comprensión lingüística: Hacia un modelo. Revista de Lingüística Teórica y Aplicada, 23, 19-32.         [ Links ]

Solé, I. (1992). Estrategias de lectura. Barcelona: Grao.         [ Links ]

van Dijk, T. (1980). Estructuras y funciones del discurso. Madrid: Cátedra.         [ Links ] 

van Dijk, T. (1999a). ¿Un estudio lingüístico de la ideología? En G. Parodi (Ed.), Discurso, cognición y educación. Ensayos en honor a Luis Gómez Macker (pp. 27-42). Valparaíso: Ediciones Universitarias de Valparaíso.         [ Links ]

van Dijk, T. (1999b). Context models in discourse processing. En H. van Oostendorp & S. Goldman, (Eds.), The construction of mental representations during Reading (pp. 123-146). Mahwah, N.J.: Lawrence Erlbaum.         [ Links ]

van Dijk, T. (2001). Algunos principios de la teoría del contexto. Revista Latinoamericana de Estudios del Discurso, 1(1), 69-82.         [ Links ]

van Dijk, T. & Kintsch, W. (1983). Strategies of discourse comprhension. Nueva York: Academic.         [ Links ]

Zwaan, R. & Radvansky, G. (1998). Situacional models in language comprehension and memory. Psychological Bulletin, 123, 162-185.         [ Links ]

Creative Commons License All the contents of this journal, except where otherwise noted, is licensed under a Creative Commons Attribution License