SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.50 número2¿Qué se lee en los estudios doctorales?: Estudio empírico basado en géneros a través del discurso académico de seis disciplinasEmpatía y convergencia del tono fundamental índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


RLA. Revista de lingüística teórica y aplicada

versión On-line ISSN 0718-4883

RLA vol.50 no.2 Concepción  2012

http://dx.doi.org/10.4067/S0718-48832012000200006 

RLA, Revista de Lingüística Teórica y Aplicada, 50 (2), II Sem. 2012, pp. 121-143

 

ARTICULOS / ARTICLES

 

Variación fonética y el efecto de la audiencia: el debilitamiento de /s/ en dos géneros musicales*

Phonetic variation and the audience effect: /s/ weakening in two musical genres

 

GERMÁN COLOMA*
LAURA COLANTONI**


* Universidad del CEMA. Buenos Aires, Argentina.
g.coloma@cema.edu.ar

** Universidad de Toronto. Toronto, Canadá.
laura.colantoni@utoronto.ca


RESUMEN

En el español rioplatense, la I si se debilita en posición preconsonántica, pero se mantiene ante vocal o pausa, mientras que en otras variedades, como el madrileño, mexicano o bogotano, la I si se mantiene aún en posición preconsonántica. Hipotetizamos aquí que los hablantes de español rioplatense pueden controlar la tasa de aspiración para acercarse a la variedad local o a la norma pan-hispánica. Para evaluar esta hipótesis, utilizamos un corpus de 17 canciones (701 observaciones en total) agrupadas en dos géneros (tango y rock) y, para cada género, comparamos la tasa de aspiración de I si preconsonántica en las interpretaciones de un cantante (Andrés Calamaro) con las mismas canciones cantadas por diversos intérpretes. Un análisis de regresión estadística revela que las variables género e intérprete predicen significativamente las diferencias en las tasas de aspiración, e indica que el mismo cantante se acerca a los valores del español rioplatense en el género más local (tango), pero converge hacia una norma general en el género más internacional (rock).

Palabras clave: Aspiración de /s/, español rioplatense, regresión estadística, acomodación, tango, rock.


ABSTRACT

In River Plate Spanish, I si weakens to [h] before a consonant but is maintained before a vowel or a pause. In other Spanish varieties, such as the Spanish of Madrid, México or Bogotá, I si weakening is not frequent. We assume here that River Plate Spanish speakers can partly control their rate of /s/-weakening to approach either the local standards or a Pan-Hispanic norm. To evaluate this hypothesis, we use a corpus of 17 songs grouped in two genres (tango and rock) and, for each genre, we compare the rate of /s/-aspiration in the songs performed by one singer (Andrés Calamaro) with the same songs sung by other interpreters. A multiple-regression analysis reveals that the variables genre and ‘interpreter' significantly predict the differences in the aspiration rates, and indicates that the same singer approaches the River Plate Spanish rates in the more local genre (tango) but converges towards a general norm in the more international genre (rock).

Keywords: Is/ aspiration, River Plate Spanish, statistic regression, accommodation, tango, rock.


 

1.       INTRODUCCIÓN

La realización variable de (s) en coda silábica (vamo[s]~vamo[h]~ vamo[Ø]) es sin duda el fenómeno más estudiado en la sociolingüística del español. Este fenómeno, conocido comoaspiración y/o elisión de I si, está sumamente extendi-do, aunque las distintas variedades se ubican en diferentes puntos del continuo, que va de una retención en el centro y norte de España o en las "tierras altas" de América, a la elisión con posibles consecuencias para la calidad vocálica y la realización de las consonantes en el contexto en el español de Andalucía (cf. Gerfen, 2002; Torreira, 2007). En América, el fenómeno también está muy extendido en países como Panamá (cf. Cedergren, 1973), Puerto Rico (cf. Poplack, 1980), Cuba (cf. Lynch, 2009) y Chile (cf. Valdivieso y Magaña, 1991; Valencia, 1994), para mencionar algunos.

En el español rioplatense (dialecto hablado en la zona este y sur de la República Argentina y en casi toda la República Oriental del Uruguay), la elisión de I si parece ser mucho menos frecuente, pero se supone que la aspiración es la norma ante otra consonante (cf. Fontanella, 1973; Terrell, 1978). Además de las variables lingüísticas, se han identificado distintas variables extralingüísticas que condicionan la realización de la I si implosiva, entre ellas la clase social, la educación y el sexo. Los resultados obtenidos hasta el momento parecen indicar que el debilitamiento de la I si implosiva funciona como un marcador sociolingüístico. En el español de Buenos Aires, en particular (ver §2), la aspiración y, sobre todo, la elisión en posición final de palabra y de frase (e.g. vamo[0]#)o ante vocal (e.g. vamo[0] a la escuela) parece estar estigmatizada.

Tanto estos estudios como los que se resumirán en §2.1 han sido realizados en situaciones de "experimento controlado" (es decir, lecturas o entrevistas semiestructuradas), si bien existen casos de trabajos basados en "experimentos naturales" (es decir, de utilización de materiales previamente grabados con otros objetivos)1. Nuestro estudio de la aspiración de I si en el español rioplatense utilizará grabaciones preexistentes (o sea, apelará a un experimento natural), y tendrá la particularidad de que el material empleado provendrá de canciones interpretadas por diferentes cantantes.

La situación del canto (a diferencia del habla normal) puede considerarse como un ejemplo de uso del lenguaje en situación de "hiperformalidad": el cantante sabe que está siendo escuchado y grabado, y se puede suponer que conoce las características de su audiencia, incluyendo la variedad dialectal hablada. Así, el cantante podría modificar su pronunciación para acercarse o divergir de la de su audiencia (Trudgill, 1983). Además, los diferentes tipos de canciones que puede interpretar un cantante podrían traer aparejado algún tipo de variación estilística que se correlacionara con variaciones en la pronunciación. Nuestra hipótesis en este trabajo es que, para los hablantes de español rioplatense, el tango induce una mayor tasa de aspiración de I si en posición preconsonántica que el rock. Esta hipótesis surge de una apreciación casual de uno de los autores luego de escuchar variación en la pronunciación de diferentes cantantes de tango y de rock rioplatense de distintas épocas, y se sustenta en el hecho de que el tango es el género rioplatense por excelencia, mientras que el rock es un género internacional. La hipótesis, como veremos en las secciones que siguen, resulta corroborada estadísticamente, luego del análisis de una serie de grabaciones seleccionadas.

La estructura del presente artículo será la siguiente: a esta sección introductoria le seguirá otra (§2) en la cual presentaremos una reseña de la literatura sociolingüística y fonética sobre aspiración de I si en el español rioplatense (§2.1) y discutiremos luego los estudios sociolingüísticos que se han enfocado en el análisis de la música popular (§2.2). En §3 presentamos la metodología y en §4 los resultados descriptivos, seguidos por un análisis de regresión estadística, en el cual se compararán las tasas de aspiración de I si, controlando de manera simultánea por una serie de elementos contextuales. Por último, en §5 presentaremos las conclusiones y haremos una serie de consideraciones finales sobre todo el trabajo.

2.       CONTEXTUALIZACIÓN DEL ESTUDIO

2.1.       Aspiración de /s/ en el español rioplatense: Estudios sociolingüísticos y experimentales

A pesar de que se trata de un trabajo que tiene ya varias décadas, la referencia más importante sobre la aspiración de I si en el español rioplatense sigue siendo Terrell (1978). En dicho estudio se llega a la conclusión de que cuando I si aparece en posición de coda silábica, el uso de un alófono sibilante [s] o aspirado [h] se halla fuertemente condicionado por el contexto en el cual se encuentra dicho fonema dentro de la palabra o frase. Las cifras reportadas en ese artículo nos muestran que la retención es la norma cuando el sonido aparece al final de palabra y delante de pausa (78%), y más aún cuando aparece al final de palabra y delante de otra palabra que comienza con vocal (88%). En cambio, la pronunciación aspirada es la predominante cuando el sonido aparece delante de consonante, tanto en posición intermedia dentro de una palabra (80%) como en posición final y delante de una palabra que comienza con consonante (69%).

Los resultados del estudio de Terrell muestran también que la elisión de I si es poco frecuente en el español rioplatense, con tasas que como máximo llegan al 20% (en posición final de palabra ante consonante) y como mínimo al 5% (en posición final de palabra ante vocal). Las cifras en cuestión no varían demasiado entre hombres y mujeres ni entre distintos grupos de edad, y parecen ser algo mayores en los casos en los que la I si en final de palabra es marca de plural redundante (es decir, un plural que se puede deducir de otros elementos del contexto, como la presencia de un artículo o de un verbo conjugado).

Si bien el artículo de Terrell emplea una muestra formada exclusivamente por hablantes de nivel cultural alto que residen en la ciudad de Buenos Aires, los resultados que obtiene son altamente compatibles con los que se han reportado en otros estudios que incluyen otras clases sociales y otras ciudades del ámbito rioplatense. En su estudio sobre Bahía Blanca, por ejemplo, Fontanella (1973) encuentra que la elisión de I si en posición final de palabra ante pausa es prácticamente inexistente en hablantes con educación universitaria y con educación secundaria completa y que, en hablantes con educación primaria (completa o incompleta), es frecuente en situaciones informales (60%), pero muy infrecuente (20%) en situaciones formales tales como la lectura de textos o de listas de palabras. Del mismo modo, Donni de Mirande (1989) halla que en Rosario las tasas de elisión parecen ser mayores que en Buenos Aires, pero encuentra también que delante de vocal y en posición prepausal la retención es mayoritaria (67% / 63%); en posición interior de palabra y delante de consonante la realización más frecuente es la aspirada (81%). Finalmente, en un estudio llevado a cabo en Montevideo sobre hablantes de distintos niveles culturales (Barrios, 2002), se verifica que delante de vocal la retención es lo más frecuente (76%) y que la aspiración es la realización mayoritaria (81%) cuando I si aparece en posición preconsonántica.

En general, los estudios mencionados parecen coincidir en que, en el español rioplatense, la aspiración de I si es predominante delante de consonante y muy rara delante de vocal, y que en este último contexto lo que predomina es la retención. Esto difiere sustancialmente de lo que ocurre en las llamadas "variedades radicales" del español (Lipski, 2011), como las habladas en el Caribe, las Islas Canarias y una parte de Andalucía, en las cuales la aspiración y la elisión de I si suelen aparecer también de modo muy frecuente delante de vocal.

Los estudios sociolingüísticos reportados hasta aquí se basan sobre transcripciones de entrevistas2. En general, se han realizado pocos estudios experimentales que nos permitan corroborar o refutar las conclusiones de los estudios cuantitativos (Erker, 2010; Gerfen, 2002; Romero, 1995; Torreira, 2007; Widdison, 1997). El español rioplatense no es una excepción a esta regla, ya que hasta el momento solo contamos con un estudio experimental (Colantoni y Kochetov, 2011), en el que se utiliza la electropalatografía dinámica para analizar la realización de I si ante oclusivas sordas (/p/, Ixl y Ikl) en contextos intermedios y finales de palabra. Este estudio, focalizado exclusivamente en hablantes de español rioplatense con educación universitaria, confirma los resultados previos en el sentido de que la aspiración es la realización predominante ante consonante sorda, sobre todo ante labiales y velares. Halla, además, que la misma es levemente más frecuente en el interior de palabra (ej. atafhjca) que al final de palabra (ej., digafsj caja) y en sílabas tónicas que pretónicas, pero las diferencias en estos dos contextos no son significativas.

2.2.       Estudios sociolingüísticos de música popular

Los estudios sociolingüísticos de la música popular parten del trabajo pionero de Trudgill (1983), en el que el autor compara la producción hablada y cantada de distintos grupos de rock y pop británicos. A través del análisis de cinco variables fonológicas, Trudgill muestra cómo ciertos rasgos del inglés norteamericano aparecen en la pronunciación de los cantantes británicos. El autor interpreta esta divergencia en la pronunciación desde la teoría de Le Page (1978) y concluye que los cantantes británicos modifican su pronunciación de acuerdo con el grupo con el que se quieren identificar, pero sin conseguir una imitación perfecta (1983: 145). Por el contrario, los cantantes de música punk divergen de la norma norteamericana y reproducen un nivel subestándar local.

Algunos estudios longitudinales (Simpson, 1999) han refrendado las conclusiones de Trudgill, aunque han interpretado la actitud de los cantantes de pop y rock británicos como una suerte de cambio de estilo o de código, más que como una modificación temporaria de la pronunciación. Este acercamiento en la pronunciación a las normas norteamericanas no parece ser exclusivo de los ingleses, ya que O'Hanlon (2006) obtiene resultados similares para cantantes de rock y pop australianos. La asociación de un dialecto con un género musical no está restringida en el inglés al rock o al pop (cf. en particular el volumen editado por Berger y Thomas Carroll, 2003). En otros géneros, como el hip-hop, los cantantes suelen reproducir los rasgos fonológicos, sintácticos y léxicos del habla vernácula local, en un proceso conocido como "estilización", es decir, en un uso creativo del lenguaje que adapta rasgos de la comunidad de habla local pero sin restringirse a ella (Cutler, 2007: 526).

Demás está decir que la mayoría de las investigaciones hasta el momento se ha hecho sobre variedades del inglés y que, aunque se han explorado aspectos del cambio de código del español al inglés en la música latina (Cepeda, 2003), las variaciones fonológicas de acuerdo con el género musical en español aún no han sido objeto de investigación. Con respecto a uno de los géneros que nos ocupa, el tango, hemos encontrado un único trabajo (Hijazo Gascón, 2009) que analiza distintas particularidades lingüísticas de una grabación de un único tango (Che, Bartolo, de Enrique Cadícamo y Rodolfo Sciammarella), interpretado por un único intérprete (Aldo Campoamor, junto a la orquesta de Astor Piazzolla) en el año 1948. Junto con otras características de tipo gramatical y léxico, el autor menciona una serie de rasgos fonético-fonológicos de la interpretación, entre los cuales aparece la pronunciación de I si en coda silábica. En ese sentido, Hi-jazo Gascón (2009: 4) señala que "… la elisión completa se da de forma muy minoritaria y la aspiración se da con mayor frecuencia", encontrando también casos de conservación de I siimplosiva. Al respecto, dicho autor opina que "... posiblemente los casos de conservación se reducirían en otro texto producido por el mismo hablante en una situación comunicativa más distendida y con una producción más libre" (2009: 4). Estos resultados nos indican qué es lo esperable para este género.

Vale la pena destacar que, tanto los estudios sobre el inglés como los existentes sobre otras lenguas, no han analizado la producción de cantantes a través de distintos géneros. Lo que nos interesa explorar en particular aquí es si un mismo cantante modifica sus realizaciones al cambiar de género; tanto las investigaciones anteriores sobre música popular como la tradición sociolingüística sugieren que esto es altamente probable.

3.       DESCRIPCIÓN DE LOS DATOS Y DE LA METODOLOGÍA UTILIZADA

3.1.       Datos

Los datos utilizados en el presente trabajo provienen de una serie de grabaciones de canciones de los géneros tango y rock, y giran en torno a la figura de Andrés Calamaro. Este cantante y compositor argentino (nacido en Buenos Aires, en la zona de Barrio Norte, en 1961) es indudablemente una de las principales figuras del rock rioplatense (y del rock hispanohablante en general). Su obra, sin embargo, tiene la particularidad, poco frecuente en otros intérpretes de rock, de contener numerosos tangos, entre los que sobresalen los que están incluidos en el álbum Tinta Roja, del año 2006. Dicho álbum consta de diez grabaciones, de las cuales ocho son tangos cantados, que además representan ejemplos muy conocidos del repertorio rioplatense, cuyas versiones originales fueron grabadas por distintos intérpretes entre los años 1923 y 1948.

Otra particularidad de la obra de Calamaro, que en este caso se aplica fundamentalmente a sus composiciones de rock, es que numerosas canciones suyas han sido grabadas también por otros intérpretes. Entre dichas grabaciones sobresalen las que aparecen en los dos volúmenes del álbumCalamaro Querido!, también del año 2006. De dicho álbum y de otras compilaciones hemos extraído nueve canciones, que pueden a su vez compararse con las versiones originales de Calamaro. En la elección de dichos temas hemos tenido cuidado de que los mismos sean canciones grabadas originalmente en Argentina, y que los intérpretes de las versiones alternativas sean también hablantes de español rioplatense3. La lista de temas de tango y de rock que utilizaremos en el presente estudio es la que figura en la Tabla I, en la que se detallan los años de las correspondientes grabaciones.

Tabla I. Lista de temas y versiones utilizadas.

Las grabaciones en la Tabla I fueron transcriptas fonéticamente por el primer autor y luego revisadas por la segunda autora. Como resultado de dicha transcripción fonética, se obtuvieron 701 casos de I si preconsonántica, tanto en posición interior (263) como final de palabra (438). Dado que es esperable que la variación en el español rioplatense se concentre en este contexto (cf. §2.1), hemos dejado de lado los contextos prevocálicos o prepausales, puesto que aquí la retención debería ser la norma. También hemos omitido las escasas instancias de grupos consonánticos (en palabras como instante o extraño), y los casos en los que la consonante siguiente es I si (ej., mással, estrellascelosas).

3.2.       Metodología

Las realizaciones de I si fueron codificadas para una serie de variables lingüísticas, como las características articulatorias de la consonante siguiente (punto, modo, sonoridad), el acento (sílaba átona vs. tónica) o la función gramatical (léxica vs. gramatical), y variables extralingüísticas: género musical (tango vs. rock) e intérprete (Calamaro vs. otros). Luego de calcular las estadísticas descriptivas, se realizaron dos tipos de análisis de regresión estadística, uno de carácter logístico (o "modelo logit") y otro de tipo lineal (o "modelo de probabilidad lineal").

El análisis de regresión estadística tiene la ventaja de que puede considerar de manera simultánea los efectos que múltiples variables explicativas pueden estar teniendo sobre la variable dependiente. Cuando la variable dependiente es, como en este caso, de tipo binaria o dicotómica (aspiración vs. mantenimiento de I si), lo más recomendable es utilizar un tipo de regresión estadística que tenga en cuenta dicha particularidad, como lo es el modelo logit. Esta clase de regresión busca estimar una función que, en base a los datos de la muestra, nos informe cuál es la probabilidad de que la variable dependiente tome un determinado valor para cada uno de los posibles valores que puedan adoptar las variables explicativas (en nuestro caso, cuál es la probabilidad de encontrarnos con una aspiración en cada posible combinación de valores de las restantes variables).

El modelo logit supone una función de probabilidad que relaciona a la variable dependiente con las variables explicativas. La misma se conoce como "función logística", y tiene una forma como la siguiente:

donde "Pr(Aspirac = 1)" es la probabilidad de que I si tenga una realización aspirada, "Exp" es una función exponencial, "x representa a cada una de las variables explicativas utilizadas en la regresión y "pi i" es el coeficiente que le corresponde a dicha variable explicativa. Cuando se lleva a cabo una regresión logística, se parte de determinados valores de las variables explicativas utilizadas y de la variable dependiente, y se estima en base a ellos un valor para cada uno de los coeficientes "Pi". Esto último se hace siguiendo el criterio de "máxima verosimilitud" (maximum likelihood), es decir, eligiendo los valores que más se aproximen a los datos que se están utilizando.

Por ser un método de regresión no lineal, el modelo logit genera como resultado un conjunto de coeficientes cuya interpretación es clara en términos cualitativos (nos informan, por ejemplo, si la relación entre cada variable explicativa y la variable dependiente es positiva o negativa) pero no en términos cuantitativos. Para evaluar el efecto cuantitativo esperado de una variable, lo conveniente es transformar al coeficiente obtenido en una medida de la "probabilidad marginal" (PrMgn) generada por la correspondiente variable explicativa (es decir, en un número que indique cuánto aumenta "Pr(Aspirac = 1)" cuando la variable explicativa asociada aumenta en una unidad). Para hallar dicha probabilidad marginal es necesario suponer determinados valores de las variables explicativas empleadas, utilizándose en general los valores promedio de la muestra. La correspondiente fórmula de "PrMgn(xj)" sigue entonces esta forma:

donde "x es la variable explicativa cuya probabilidad marginal estamos calculando, y j" x. " es el valor promedio de la variable "x" en la muestra bajo análisis.

Una alternativa, más simplificada, para hallar la probabilidad marginal generada por una variable explicativa es correr directamente una regresión lineal. En ese caso, los coeficientes obtenidos son precisamente las medidas estimadas de las probabilidades marginales inducidas por cada variable explicativa. Cuando la variable dependiente es dicotómica, sin embargo, este método genera un modelo de probabilidad lineal (linear probability model) que en determinados casos extremos puede producir estimaciones de probabilidad que tomen valores menores que 0 o mayores que 1 (y eso es algo que resulta conceptualmente imposible por la propia definición de probabilidad). El modelo logit, en cambio, presupone una forma funcional para la probabilidad que garantiza que, para cualquier posible valor de las variables explicativas y para cualquier posible valor de los coeficientes estimados, dicha probabilidad adoptará valores que se moverán en el rango que va de 0 a 1.

Tanto el análisis de regresión logística como el de regresión lineal se realizaron utilizando el programa estadístico EViews 3.5. Este programa tiene la ventaja de estar orientado específicamente hacia el análisis de regresión y permite correr de manera sencilla la misma regresión utilizando distintos métodos alternativos de estimación (por ejemplo, logístico y lineal).

4.       RESULTADOS

4.1.       Distribución de las distintas realizaciones

La distribución de las distintas realizaciones según el contexto ha sido resumida en la Tabla II4. Ahí se observan tanto los totales de cada realización como los porcentajes relativos, clasificados según aparezcan en las grabaciones de tango o de rock, según tengan lugar en posición intermedia o final de palabra, y según provengan de grabaciones de Andrés Calamaro o de otros intérpretes.

Tabla II. Realización de I si preconsonántica.

Lo que más llama la atención en la Tabla II es la enorme diferencia que existe entre la tasa de aspiración de I si preconsonántica en las grabaciones de tango y de rock. En efecto, de los 393 casos recogidos en las 16 grabaciones de tango, hay 327 (el 83,21%) realizaciones aspiradas. Por el contrario, de los 308 casos recogidos en las 18 grabaciones de rock, hay solo 13 de aspiración (el 4,22%). En el caso del tango, se registra además una considerable diferencia entre las grabaciones de Andrés Calamaro (con una tasa de aspiración promedio del 72,55%) y las versiones originales (cuya tasa de aspiración promedio es del 94,71%). Más importante aún es la diferencia entre la tasa de aspiración del propio Andrés Calamaro cuando interpreta tangos (que es, como dijimos, del 72,55%) y cuando interpreta canciones de rock (que es de solo 5,88%). En este último ítem, Calamaro exhibe una tasa de aspiración algo superior a la que en promedio registran los otros intérpretes de rock, la cual asciende al 2,58%.

A simple vista, la posición en la palabra no parece condicionar significativamente la realización de /s/. Si tomamos el total de casos, por ejemplo, vemos que la tasa de aspiración es algo mayor en posición final de palabra (52,05%) que en posición intermedia (42,59%), pero los resultados se invierten si analizamos las tasas de aspiración en las grabaciones de tango, en las cuales ésta es mayor en posición intermedia (87,70%) que en posición final (81,18%). En las grabaciones de rock vemos que Andrés Calamaro aspira la I si preconsonántica algo más cuando ésta se encuentra en posición final de palabra (7,23%) en comparación con los casos de I si preconsonántica intermedia (4,29%), pero la relación se vuelve a invertir si consideramos solamente los otros intérpretes de rock, que aspiran levemente más en interior de palabra (2,82%) que al final (2,38%).

Los estudios experimentales han señalado también que las tasas de aspiración y elisión de I si pueden estar determinadas por el punto y modo de articulación de la consonante siguiente (cf. File-Muriel, 2007, y los estudios ahí citados). En tal sentido, es de interés examinar el punto de articulación de la consonante siguiente (labial, coronal o velar), su modo (sonantes vs. obstruyentes) y sonoridad. En la Tabla III aparecen los casos de [s] y [h] clasificados de acuerdo con las características articulatorias de las consonantes siguientes, observándose que la tasa de aspiración resulta algo mayor (51,74%) ante coronales que ante labiales (44,64%) y velares (43,51%). En cuanto al modo y la sonoridad, la tasa de aspiración es algo más baja cuando I si precede a una consonante (obstruyente) sorda (44,93%) que ante obstruyentes sonoras (54,05%) y sonantes (54,49%).

Tabla III. Casos de mantenimiento y aspiración según las características articulatorias de la consonante siguiente, el acento y el valor gramatical.

La Tabla III reporta también la distinta tasa de aspiración que se da cuando I si aparece en la coda de una sílaba acentuada (41,34%) o en coda de una sílaba átona (50,96%). También parece haber cierta diferencia en las tasas de aspiración, si tratamos por separado los casos en los que I si tiene valor gramatical (55,52%), en comparación con los casos en los cuales no lo tiene (42,71%). Para llevar a cabo esta última subdivisión, consideramos que I si tiene valor gramatical cuando opera como marca de plural o de forma verbal, y no lo tiene en los restantes casos.

4.2.       Análisis de regresión estadística

A fin de llevar a cabo nuestro análisis de regresión estadística, hemos transformado cada una de las variables de nuestra base de datos en una variable dicotómica, que toma un valor igual a 1 cuando la característica a la que hace referencia se encuentra presente y un valor igual a 0 cuando la misma se encuentra ausente. De este modo, hemos definido las variables que aparecen en la Tabla IV, y nuestro objetivo será ahora explicar una de dichas variables (Aspirac) como función de la variación en los restantes conceptos.

Tabla IV. Variables dicotómicas utilizadas en el análisis estadístico.

El primer ejercicio de estimación de los efectos simultáneos que las variables explicativas definidas tienen sobre la aspiración de I si preconsonántica en nuestra muestra se limitará a las grabaciones interpretadas por Andrés Calamaro, y buscará principalmente saber si, controlando por los demás factores, el género de la canción interpretada (tango o rock) tiene un efecto significativo sobre la probabilidad de aspiración. Los resultados de los análisis de regresión son los que aparecen en la Tabla V, donde se muestra que, de las variables explicativas utilizadas, la única que es estadísticamente significativa al 1% es justamente la variable "Tango". La importancia de esta variable dentro de los determinantes de la tasa de aspiración de I si preconsonántica en las grabaciones de Andrés Calamaro analizadas puede apreciarse de manera más clara si observamos que la probabilidad marginal asociada con la misma es de 0,51245 (es decir, que el hecho de que se trate de una grabación de tango hace que sea un 51,245% más probable que Andrés Calamaro pronuncie la I si preconsonántica de manera aspirada). La única otra variable que resulta significativa al 5% (es decir, que genera un valor-p menor que 0,05) es "Acento", cuya probabilidad marginal asociada es de -0,04763. Esto indica que, en promedio, si la I si preconsonántica aparece en una sílaba acentuada, es un 4,763% más probable que haya mantenimiento en lugar de aspiración (con independencia de que se trate de una grabación de tango o de rock, y del resto de los factores considerados en el presente estudio).

A efectos de evaluar la robustez de los resultados obtenidos en cuanto a su magnitud y a su signo, la Tabla V nos muestra en sus últimas dos columnas cuáles son los resultados que se obtienen de aplicar un modelo de probabilidad lineal. Como vemos, éstos son idénticos a los obtenidos en el modelo logit en lo que se refiere a los signos de las probabilidades marginales, y también coinciden con él en lo que atañe a la significación de las principales variables ("Tango" es la única variable significativa al 1%, y "Acento" es la única variable significativa adicional al 5%). Las probabilidades marginales obtenidas son, sin embargo, un poco mayores en valor absoluto en el modelo lineal que en el logístico (0,67015 en vez de 0,51245; y -0,11310 en vez de -0,04763), si bien esto puede estar indicando cierta distorsión inducida por la regresión lineal que se suaviza en el caso base no lineal. Ambos modelos tienen un coeficiente R cuadrado bastante similar (0,40351 y 0,46576), que puede considerarse relativamente bueno (sobre todo si tenemos en cuenta que nuestro análisis tiene un objetivo explicativo y no predictivo)5.

Tabla V. Resultados de las regresiones sobre las grabaciones de Andrés Calamaro.

Un segundo ejercicio de estimación que puede realizarse utilizando los datos del presente trabajo es el que evalúa el comportamiento de la variable "Aspirac" en el conjunto de grabaciones de tango (tanto las de Andrés Calamaro como las originales de otros intérpretes). Llevando a cabo un análisis de regresión logística y lineal para dichas observaciones, y controlando por los demás factores que hacen a la acentuación de las sílabas, la posición de I si en la palabra, su valor gramatical y las características de la consonante siguiente, se obtienen los resultados que aparecen en la Tabla VI, la que nos muestra que ahora la única variable explicativa cuyo coeficiente tiene asociado un valor-p menor que 0,01 es "Calamaro" (es decir, la variable que distingue entre las grabaciones de Calamaro y las de los otros intérpretes).

Tal como puede apreciarse en la Tabla en cuestión, la estimación obtenida nos indica que, en promedio, la probabilidad de que la I si preconsonántica re-sulte aspirada cuando aparece en un tango cantado por Calamaro se reduce en un 10,875% respecto del valor que dicha probabilidad adopta cuando aparece en una interpretación de alguno de los otros cantantes de tango de nuestra muestra. Para esos otros cantantes, el modelo logit nos predice que la I si preconsonántica tendrá una tasa de aspiración del 95,372% en caso de sílabas no acentuadas, y que dicha tasa se reducirá en un 2,08% en caso de sílabas acentuadas. En otras palabras, Calamaro muestra un porcentaje de aspiración más bajo comparado con los otros cantantes de tango, pero más alto que el que se observa en sus propias producciones de rock6.

Tabla VI. Resultados de las regresiones sobre las grabaciones de tango.

Nuestro último análisis de regresión se referirá al total de los datos que hemos recopilado (es decir, a los 701 casos de I si preconsonántica, tanto en casos de grabaciones de tango como de rock, por parte de Calamaro y de otros intérpretes). Incluiremos aquí como variables explicativas las mismas siete variables de contexto que utilizamos en las regresiones anteriores (Labial, Velar, Sorda, Sonante, Acento, FinPal y Gramat) y, para controlar por el género musical y el intérprete, utilizaremos las variables "Tango", "Calamaro*Rock" y "Calamaro*Tango". Esta última no es otra cosa que el producto de las variables "Calamaro" y "Tango", y toma por lo tanto un valor igual a 1 en las observaciones correspondientes a tangos interpretados por Calamaro, y 0 en los restantes casos. Del mismo modo, la variable "Calamaro*Rock" toma un valor igual a 1 en los casos de rock interpretados por Calamaro, y 0 en las restantes circunstancias.

Tabla VII. Resultados de las regresiones sobre el total de observaciones.

Tal como puede apreciarse en la Tabla VII, los resultados que habíamos obtenido en las regresiones que se limitaban a las grabaciones de tango y a las grabaciones de Andrés Calamaro se mantienen en líneas generales cuando utilizamos el total de observaciones. Las únicas dos variables estadísticamente significativas al 1% son ahora "Tango" y "Calamaro*Tango", que nos indican que la probabilidad incremental de encontrar una aspiración preconsonántica en una de las versiones de tango originales recopiladas por nosotros es un 92,446% más alta que la de hallarla en una de las versiones de rock que forman nuestra base de datos, y que este número se reduce en un 14,016% (es decir, pasa a ser del 78,43%) si el intérprete del tango es Calamaro (en lugar de Gardel, Fiorentino, Floreal Ruiz, Hugo del Carril o Edmundo Rivero). Si, en cambio, lo que estamos evaluando es una grabación de rock, el modelo logístico nos predice que la probabilidad de hallar una I sipreconsonántica aspirada es un 4,538% más alta si el intérprete de la canción es Calamaro, pero nos informa también que el coeficiente utilizado para calcular la probabilidad en cuestión no es significativamente distinto de 0 (su valor-p es de 0,1625), con lo cual no tenemos elementos suficientes para inferir que la tasa de aspiración se vea influida de manera importante por el intérprete de rock que estemos analizando.

Una vez más, la única variable explicativa de la probabilidad de aspiración que es estadísticamente significativa al 5% (además de las variables relacionadas con el género musical y el intérprete) resulta ser "Acento", para la cual el modelo logit nos predice una probabilidad marginal de -0,04247. Esto nos reafirma que, en los casos de sílabas acentuadas, es esperable encontrarse con un porcentaje algo mayor de mantenimiento que en los casos de sílabas átonas, con independencia de los valores que puedan adoptar las otras variables del contexto.

Un punto que vale la pena señalar acerca de los resultados de las regresiones realizadas aquí tiene que ver con los signos de los coeficientes obtenidos para las distintas variables explicativas. Si bien, como hemos mencionado, ninguna otra variable además de "Tango", "Calamaro" y "Acento" resulta estadísticamente significativa en ninguna de nuestras regresiones, es de destacar que las demás variables producen coeficientes que siempre tienen el mismo signo. Vemos así que los coeficientes asociados con "Gramat", "Labial" y "Sorda" son siempre positivos en todas las regresiones (es decir, que los contextos en los cuales I si tiene valor gramatical, precede a una consonante labial o se encuentra ante consonante sorda, parecen favorecer la realización aspirada), en tanto que los coeficientes asociados con "FinPal", "Velar" y "Sonante" son negativos (es decir, que los contextos en los cuales I si aparece al final de palabra, pero sin valor gramatical, ante consonante velar y ante líquida o nasal, parecen favorecer la pronunciación sibilante).

Una forma alternativa de presentar los valores obtenidos en nuestras regresiones logísticas, que es más común en la mayor parte de la literatura sociolingüística, es la que se asocia con el llamado "análisis de reglas variables" (varbrul analysis). La misma consiste esencialmente en transformar los valores de las probabilidades marginales en "ponderadores de los factores" (factor weights), que indican si determinado contexto resulta más o menos favorable para la ocurrencia del fenómeno bajo análisis (cf. Tagliamonte, 2006; Bayley, 2006). Si el ponderador es mayor que 0,5, esto indica que el contexto favorece la ocurrencia del fenómeno, en tanto que si el ponderador es menor que 0,5, eso indica que el contexto la desfavorece. En la Tabla VIII, los principales resultados de las Tablas IV, V y VI han sido transformados en ponderadores de análisis varbrul, utilizando el procedimiento descripto por Johnson (2008, capítulo 5). En esa última tabla hemos incluido un indicador adicional (factor total) que nos indica la frecuencia de la aspiración de I si en cada una de las muestras analizadas, junto con el número total de observaciones que contienen dichas muestras.

Tabla VIII. Ponderadores de los factores de análisis varbrul.

Tal como puede observarse, todos los factores relacionados con grupos distintos de los que se refieren al tipo de grabación (es decir, los factores relativos al tipo de consonante que sigue a I si, su punto de articulación, el tipo de sílaba, la posición en la palabra y el valor gramatical del fonema I si) tienen ponderadores que se mueven en un rango entre 0,3 y 0,7 (es decir, son relativamente cercanos a 0,5). En cambio, cuando observamos los ponderadores referidos a los factores relacionados con el género musical (tango vs. rock) y con el intérprete (Calamaro vs. otros), vemos diferencias mucho más extremas, que para el universo de las 701 observaciones analizadas van desde un mínimo de 0,02755 (Rock Otros) hasta un máximo de 0,9623 (Tango Otros).

5.       DISCUSIÓN Y CONCLUSIONES

Nuestros resultados muestran, en primer lugar, una diferencia significativa en el porcentaje de aspiración en cada uno de los géneros estudiados. Mientras que la aspiración de I si en codas en el rock no supera el 4% en promedio, en el tango sobrepasa el 80%. Los valores del tango son prácticamente idénticos a los reportados en estudios anteriores sobre el español de Buenos Aires (recuérdese que Terrell, por ejemplo, obtuvo un 80% de aspiración en posición preconsonántica interior de palabra y un 69% en posición final preconsonántica). En cuanto a los factores contextuales, el acento fue el único que arrojó resultados significativos en nuestro corpus: la aspiración es más frecuente en sílaba átona que en sílaba tónica. En este aspecto, nuestros resultados se apartan de los obtenidos en estudios experimentales, en los que el acento no resultó un factor significativo mientras que sí lo fue el punto de articulación de la consonante siguiente (cf. Colantoni y Kochetov, 2011).

Las diferencias observadas en la tasa de aspiración de I si en los géneros estudiados tiene dos explicaciones posibles, que probablemente no sean completamente excluyentes; es decir, la variación puede ser atribuida a factores estudiados tradi-cionalmente en la sociolingüística, como el factor edad', o puede ser el resultado de una acomodación consciente a distintas audiencias (Giles y Powesland, 1975; Schilling-Estes, 1998).

Si estamos ante la presencia de un cambio en las tasas de aspiración de I si con un retroceso en los niveles de aspiración, como los reportados en un contexto completamente diferente para el español de Miami (Lynch, 2009), sería de esperar que los hablantes más jóvenes mostraran un porcentaje de aspiración más bajo. En nuestro estudio, estos últimos coinciden, en general, con los cantantes de rock, quienes de hecho muestran un porcentaje más bajo de aspiración que los otros artistas. Esto es cierto incluso para nuestro estudio de caso, Andrés Calamaro, que, aunque difiere significativamente en el uso de la aspiración en cada uno de los géneros musicales, aún presenta una tasa de aspiración un 20% menor que los cantantes de tango en promedio. Llama la atención, sin embargo, que las diferencias en el porcentaje de aspiración no estén condicionadas por factores contextuales. Por ejemplo, en un estudio articulatorio reciente, Colantoni y Kochetov (2011) sugieren la posibilidad de que la reinserción de I si en el español de Buenos Aires sea producto de la coarticulación con una consonante coronal siguiente. En este estudio, cuatro de los cinco participantes revelaron este patrón. En los datos reportados aquí, en cambio, la consonante siguiente no tiene un efecto significativo en el mantenimiento de la I si en coda. En resumen, aunque no se puede descartar aún la posibilidad de un cambio hacia el mayor mantenimiento de I si en codas en el español rioplatense, no consideramos que la variable edad' sea la que mejor dé cuenta de los resultados obtenidos en este estudio.

De hecho, el resultado más relevante para nuestra hipótesis es que se observa una diferencia significativa en la aspiración de I si de acuerdo con el género re-presentado: los porcentajes de aspiración de tango se acercan al vernáculo local, mientras que los obtenidos en las canciones de rock se acercan más a una norma peninsular (o a la norma vigente en otros países latinoamericanos como el de la Ciudad de México o las tierras altas de Colombia). Esto ya nos sugiere que los cantantes argentinos que interpretan rock están modificando su acento, del mismo modo que lo hacen los cantantes británicos o australianos cuando cantan rock o pop (e.g. Trudgill, 1983; O'Hanlon, 2006). La objeción, sin embargo, podría ser que la comparación no es válida, ya que los intérpretes de uno y otro género no son los mismos. Por ello, la evidencia más significativa de un "cambio de código" al cantar rock es la arrojada por la comparación de las tasas de aspiración en la obra de Andrés Calamaro. Como lo muestran nuestros resultados, este intérprete tiene porcentajes significativamente diferentes de aspiración de I si cuando canta tango o rock: la aspiración es significativamente más alta en el primero que en el segundo de los casos.

Este cambio en la realización fonética de la I si en codas puede ser interpretado como un cambio de estilo motivado por un "efecto de la audiencia" (Bell, 1984). Según Bell, los hablantes eligen su estilo de acuerdo con la audiencia, pero esta audiencia puede ser tanto un oyente específico como uno idealizado. Schilling-Estes (1998) le critica en parte a Bell el hecho de que su modelo sea reactivo (el hablante se amolda a su audiencia) más que proactivo; es decir, que los hablantes, en lo que la autora denomina un "performance model", modifican su habla para comportarse como ejemplos prototípicos de una comunidad determinada. En nuestro caso, la pregunta es ¿a qué audiencia están tratando de captar los cantantes de rock? O, dicho de otro modo, ¿a qué variedad del español están acomodando su habla? Si pensamos en el caso de Andrés Calamaro, podríamos concluir que el artista está convergiendo hacia la norma peninsular, con la que él mismo tuvo contacto estrecho a lo largo de su carrera. Si pensamos en general en los otros intérpretes, es más probable que la convergencia no sea hacia una variedad en particular sino hacia lo que Auer (1998) denomina una "acomodación a un estereotipo", observada frecuentemente en los casos de mezclas de dialectos (Kerswill, 2002). Posiblemente se trate entonces de lo que los intérpretes perciben como una norma generalizada tanto en regiones de España como de México, lo que no sería sorprendente considerando la importancia de esos mercados.

En definitiva, lo que se puede concluir de los datos presentados es que los intérpretes rioplatenses, en general, y Calamaro, en particular, pueden modificar algunos de los rasgos de su pronunciación (en este caso, la realización de I si en coda silábica) para acercarse a la norma local o alejarse de ella, de acuerdo con los requisitos del mercado. En el caso del tango, género rioplatense por excelencia, los porcentajes de aspiración son semejantes a los obtenidos en estudios sociolingüís-ticos anteriores. Esto no nos debería asombrar, si pensamos que en el tango no solo es la fonología lo que lo acerca al vernáculo rioplatense, sino principalmente el uso del lunfardo en las letras. En el caso del rock, la norma es el mantenimiento de la I si y los porcentajes de aspiración son marcadamente diferentes de los repor-tados para el español rioplatense, en un intento de acercarse quizás a un público más internacional.

Las hipótesis reseñadas podrían ser objeto de investigación futura en un contexto de experimento controlado en el cual se trabajara con hablantes a los que se los hiciera cantar canciones de diferentes géneros musicales, que inclusive podrían compararse con la pronunciación habitual de estas personas en diversos contextos de habla (conversación casual, lectura de textos, lectura de palabras, etc.). También podría ser de interés estudiar si los cambios de código postulados afectan otras variables fonológicas (como, por ejemplo, la realización de los grafemas <ll,y> como fricativas sibilantes post-alveolares y su mayor o menor grado de ensordecimiento), y extender asimismo dicho estudio a temas relacionados con el léxico y con los paradigmas verbales utilizados.

 

NOTAS

1 Véase, por ejemplo, Avila (2003), que utiliza material extraído de telenovelas y de noticieros televisivos.

2 Cabe destacar que las características articulatorias de I si en el español de Buenos Aires han sido descriptas en trabajos recientes (Kochetov y Colantoni, 2011), pero que no se cuenta con trabajos sociolingüísticos publicados más allá de los incluidos en esta sección.

3 Esto se debe a que Calamaro ha realizado numerosas grabaciones en España y a que entre las grabaciones alternativas de sus canciones figuran también varias versiones de cantantes nacidos en otros países (España, México, Estados Unidos).

4 Nótese que en el corpus bajo estudio no hemos registrado ningún caso de elisión de I si. Esto parece ser congruente con la idea de que en el español rioplatense la elisión de I si no es habitual en contextos de pronunciación formal (como puede serlo la grabación profesional de una canción).

5 El coeficiente R cuadrado (o "coeficiente de determinación"), que puede tomar un valor entre 0 y 1, mide la bondad del ajuste de una regresión lineal (mayor cuanto más cercano a 1 sea el coeficiente). En el caso de la regresión logística, el coeficiente reportado es el que se conoce como "coeficiente de McFadden", en cuyo cálculo se utiliza una metodología que lo vuelve comparable con el coeficiente R cuadrado que se obtiene en una regresión lineal.

6 Nótese que, al igual que en el caso de las regresiones cuyos resultados reportamos en la Tabla IV, aquí también la única variable de contexto que resulta estadísticamente significativa al 5% es "Acento", y que esto vale tanto en los resultados del modelo logit como en los del modelo de probabilidad lineal.

 

REFERENCIAS

Auer, P. (1998). Structural convergence and interpersonal accommodation in a theory of language change. Trabajo plenario presentado en la conferencia de la European Science Foundation Network. University of Reading.         [ Links ]

Avila, R. (2003). La pronunciación del español: Medios de difusión masiva y norma culta. Nueva Revista de Filología Hispánica, 51, 57-79.         [ Links ]

Barrios, G. (2002). Uso de -s final de palabra. En G. Barrios y V. Orlando (eds.), Marcadores sociales en el lenguaje (pp 21-28). Montevideo: Universidad de la República.         [ Links ]

Bayley, R. (2006). Statistical Testing of Variation. En K. Brown y A. Anderson (eds.), Encyclopedia of Language and Linguistics (pp 132-138). Boston: Elsevier.         [ Links ]

Bell, A. (1984). Language style as audience design. Language in society, 13, 145-204.         [ Links ]

Berger, H. y Thomas Carroll, M. (2003). Global pop, local language. Jackson: University Press of Mississippi.         [ Links ]

Cedergren, H. (1973). The interplay of social and linguistic factors in Panama. Ithaca: Cornell University.         [ Links ]

Cepeda, M.E. (2003). Mucho loco for Ricky Martin; or the politics of chronology, crossover, and language within the Latin(o) music 'Boom'. En H. Berger y M. Thomas Carroll (eds.), Global pop, local language (pp. 113-129). Jackson: University Press of Mississippi.         [ Links ]

Colantoni, L. y Kochetov, A. (2011). Weakening and Assimilation: An Electro-palatographic Study of Coda hi in Argentine Spanish. Trabajo presentado en el 41st Linguistic Symposium on Romance Languages. Ottawa, University of Ottawa.         [ Links ]

Cutler, C. (2007). Hip-hop language in sociolinguistics and beyond. Language and linguistics compass, 1, 519-538.         [ Links ]

Donni de Mirande, N. (1989). El segmento fonológico hi en el español de Rosario (Argentina). Lingüística Española Actual, 11, 89-115.         [ Links ]

Erker, D. (2010). A subsegmental approach to coda hi weakening in Dominican Spanish. International Journal of the Sociology of Language, 203, 9-26.         [ Links ]

File-Muriel, R. (2007). The role of lexical frequency and phonetic context in the weakening of syllable-final lexical I si in the Spanish of Barranquilla, Colombia. Tesis doctoral: Indiana University.         [ Links ]

Fontanella de Weinberg, B. (1973). Comportamiento de -s de hablantes femeninos y masculinos del español bonaerense. Romance Philology, 27, 50-58.         [ Links ]

Gerfen, C. (2002). Andalusian Codas. Probus, 14, 247-277.         [ Links ]

Giles, H. y Powesland, P. (1975). Speech style and social evaluation. Londres: Academic Press.         [ Links ]

Hijazo Gascón, A. (2009). El español de Argentina en son de tango: Análisis lingüístico de Che, Bartolo. AnMal Electrónica, 27, 145-163.         [ Links ]

Hualde, J.I. (2005). The sounds of Spanish. Nueva York: Cambridge University Press.         [ Links ]

Johnson, K. (2008). Quantitative methods in Linguistics. Oxford: Blackwell.         [ Links ]

Kerswill, P. (2002). Koineization and accommodation. En J. Chambers, P. Trudgill y N. Schilling-Estes (eds.), The handbook of language variation and change(pp. 669-702). Oxford: Blackwell.         [ Links ]

Kochetov, A. y Colantoni, L. (2011). Coronal place contrasts in Argentine and Cuban Spanish: An electropalatographic study. Journal of the International Phonetic Association, 41, 313-342.         [ Links ]

Le Page, R. (1978). Projection, focusing, diffusion. Society for Caribbean Linguistics Occasional Paper 9.         [ Links ]

Lipski, J. (2011). Socio-phonological variation in Latin American Spanish. En M. Díaz Campos (ed.), The handbook of Hispanic sociolinguistics (pp. 72-97). Oxford: Blackwell.         [ Links ]

Lynch, A. (2009). A sociolinguistic analysis of final I si in Miami Cuban Spanish. Language Sciences, 31, 766-790.         [ Links ]

O'Hanlon, R. (2006). Australian hip-hop: A sociolinguistic investigation. Australian Journal of Linguistics, 26, 193-209.         [ Links ]

Poplack, S. (1980). The notion of the plural in Puerto Rican Spanish: Competing constraints on I si deletion. En W. Labov (ed.), Locating language in time and space (pp. 55-68). Nueva York: Academic Press.         [ Links ]

Romero, J. (1995). Gestural organization in Spanish. An experimental study of spirantization an aspiration. Tesis doctoral: University of Connecticut.         [ Links ]

Schilling-Estes, N. (1998). Investigating 'self-conscious' speech: The performance register in Ocracoke English. Language in Society, 27, 53-83.         [ Links ]

Simpson, P. (1999). Language, culture and identity: With (another) look at accents in pop and rock singing. Multilingua, 18, 343-367.         [ Links ]

Tagliamonte, S. (2006). Analysing sociolinguistic variation. Cambridge: Cambridge University Press.         [ Links ]

Terrell, T. (1978). La aspiración y elisión de I si en el español porteño. Anuario de Letras, 16, 41-66.         [ Links ]

Torreira, F. (2007). Pre and post aspirated stops in Andalusian. En P. Prieto, J. Mascaró y M.J. Solé (eds.), Segmental and prosodic issues in Romance phonology(pp. 67-82). Amsterdam: John Benjamins.         [ Links ]

Trudgill, P. (1983). Acts of conflicting identity: The sociolinguistics of British pop-song pronunciation. En P. Trudgill (ed.), On Dialect (pp. 141-160). Oxford: Basil Blackwell.         [ Links ]

Valdivieso, H. y Magaña, J. (1991). Variación de I si en el habla espontánea. Revista de Lingüística Teórica y Aplicada (RLA), 29, 97-114.         [ Links ]

Valencia, A. (1994). Realizaciones de Isl, Id y 1)1 en el habla adolescente. Nueva Revista del Pacífico, 38-39, 159-180.         [ Links ]

Widdison, K. (1997). Phonetic explanations for sibilant patterns in Spanish. Lingua, 102, 253-64.         [ Links ]

 


Recibido: 09.04.2012. Aceptado:12.07.2012

* Agradecemos los comentarios de Graciela Barrios, Anita Ferreira, Hugo Hopenhayn, Claudia Parodi, José Luiz Passos, Carlos Quícoli, Silvia Rivero y un revisor anónimo, así como a los participantes en seminarios que tuvieron lugar en la Universidad de California (Los Angeles), la Universidad de Texas (Austin) y la Universidad Nacional de La Plata.

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons