SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.14 número1Bienestar en la infancia y adolescenciaEl bienestar subjetivo de los niños en acogimiento residencial: Comparación entre niños acogidos en instituciones y niños que viven con sus familias índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


Psicoperspectivas

versión On-line ISSN 0718-6924

Psicoperspectivas vol.14 no.1 Valparaíso ene. 2015

http://dx.doi.org/10.5027/psicoperspectivas-Vol14-Issue1-fulltext-522 

 

El bienestar subjetivo en la infancia: Estudio de la comparabilidad de 3 escalas psicométricas en 4 países de habla latina*

 

Children's subjective wel-being: A comparability study of 3 psychometric scales in 4 Latin-language speaking countries

 

Ferran Casas1, Jaime Alfaro2, Jorge C. Sarriera3, Livia Bedin3, Brindusa Grigoras4, Sergiu Bălţătescu5, Sara Malo1, David Sirlopú2

1Universidad de Girona, España

2Universidad del Desarrollo, Chile


3Universidad Federal de Rio Grande do Sul, Brasil

4Babeș-Bolyai University. Cluj-Napoca, Rumania

5Universidad de Oradea, Rumania

Dirección para Correspondencia


RESUMEN

En la actualidad, los investigadores así como los políticos están interesados en analizar las diferentes dimensiones que componen el bienestar subjetivo de los niños y los adolescentes, grupos a los cuales se les ha prestado escasa atención si se lo compara con la literatura sobre la población adulta. En esta investigación, se analiza la comparabilidad intercultural de tres escalas de bienestar subjetivo, en estudiantes del primer curso de enseñanza secundaria en Brasil, Chile, España y Rumania. Las escalas multi-ítem muestran buen ajuste con los datos de las muestras agregadas, así como con los respectivos modelos multigrupo con cargas restringidas, avalando la comparabilidad de las correlaciones y regresiones entre las poblaciones. No obstante, los modelos no ajustan con cargas y constantes restringidas, sugiriendo que las medias no son comparables entre países. Así también los resultados muestran puntuaciones en el bienestar subjetivo más altas que las esperadas en poblaciones adultas occidentales. Los resultados del modelo de ecuaciones estructurales que incluye todas las escalas sugieren que las dos escalas por ámbitos participan de un mismo supraconstructo.

Palabras clave: bienestar subjetivo; satisfacción vital; infancia


ABSTRACT

Currently both, researchers and politicians, are interested in analyzing the many dimensions that are the components of subjective well-being of children and adolescents, since little attention has been paid by the literature to these groups, when compared with adults. In this research we analyze the cross-cultural comparability of three measures of subjective well-being of members of the Freshman Class of High Schools in Brazil, Chile, Spain and Romania. The multi-item scales reveal a good fit with the aggregated samples, as well as with the respective multi-group models with bounded loads, supporting the comparability across correlations and regressions performed on the populations. However, the models do not fit when both loads and constants are bounded, suggesting that the means are not comparable between countries. Also, results reveal that the scores of subjective well-being are higher than those expected from western adult populations.

Keywords: subjective well-being; vital satisfaction; childhood


Introducción

Según Huebner (2004), los estudios sobre el bienestar subjetivo de poblaciones adolescentes son muy escasos en comparación con los realizados con adultos. Además, apenas existen investigaciones que comparen el bienestar de los adolescentes de contextos socio-culturales distintos. Cuando se han hecho comparaciones, en general se ha utilizado un único instrumento o escala de medición, no contándose con estudios de comparabilidad intercultural con escalas diversas, aplicadas simultáneamente a una misma población.

Algunas investigaciones han evaluado el bienestar subjetivo en muestras de adolescentes, identificando indicadores relevantes (Casas, 2011; Tomyn & Cummins, 2011; Casas, Baltatescu, Bertrán, González, & Hatos, 2013; Seligson, Huebner & Valois, 2003). En Ciencias Sociales existe un cierto consenso acerca de que en la medición del bienestar no se puede incluir sólo constructos adaptativos y medidas que valoren síntomas patológicos, sino que deben incluir evaluaciones de las potencialidades de cada persona (Huebner, 2004). Ben-Arieh (2010) destaca la importancia de pasar de medidas de supervivencia (como las tasas de mortalidad infantil) a los indicadores positivos de desarrollo, como son las medidas de satisfacción y bienestar subjetivo.

Comparar el bienestar infantil entre países plantea muchos retos. No sólo existe la dificultad de disponer de datos actualizados de un conjunto de países, sino también el problema de medir el concepto de bienestar de forma interculturalmente comparable.

En la comparación intercultural del bienestar infantil y adolescente, una publicación de UNICEF, la Report Card 7 (Adamson, 2007), ha establecido una especie de punto y aparte en el debate internacional por dos poderosas razones. Primero, por defender que un sistema de indicadores para evaluar el bienestar infantil también requiere la inclusión de indicadores de bienestar subjetivo, igual que en poblaciones adultas. Segundo, por señalar que tan sólo se han encontrado datos publicados de un mínimo número de países  utilizando la escalera de Cantril (1965), instrumento psicométrico de ítem único.

Obviamente, la utilización de sólo una escala de ítem único para comparar el bienestar subjetivo infantil entre países y entre culturas parece una solución conceptual y metodológicamente muy débil ante la magnitud del reto planteado.

Casas (2010) y sus colaboradores (Casas, González & Navarro, 2014) han señalado la disponibilidad de seis escalas para evaluar el bienestar subjetivo, específicamente de población infantil no clínica, a partir de los ocho años. Asimismo, existen tres escalas de amplia utilización en población adulta que han sido utilizadas con población adolescente a partir de los 12 años, mostrando un buen funcionamiento. De todas estas escalas, fueron seleccionadas tres en el estudio de ISCWeB (International Survey of Children's Well-Being) para ser incluidas en el cuestionario de su proyecto internacional (con algunas pequeñas modificaciones) que son las que utilizamos en el presente estudio.

Estas tres escalas han mostrado mantener correlaciones significativas, positivas y generalmente altas entre sí. Tienen características muy distintas, pero se considera que, en general, sus respectivos valores globales constituyen buenos indicadores de bienestar subjetivo por igual. Sin embargo, las correlaciones observadas no han sido suficientemente altas como para poder defender que miden constructos idénticos. Esta situación ha llevado a diversos autores a plantear la posible existencia de algún constructo de orden superior que abarque varios de los actualmente considerados a menudo sinónimos, medidos mediante escalas distintas (bienestar subjetivo, bienestar personal, satisfacción vital o felicidad, por ejemplo), con un aparente solapamiento entre ellos (Diener, Suh, Lucas & Smith, 1999; Stones & Kozma, 1985).

En un estudio reciente, Casas et al. (2012b) verificaron las propiedades psicométricas de los siguientes instrumentos: (1) Personal Wellbeing Index (PWI), (2)  Satisfaction With Life Scale (SWLS), (3) Brief Multidimensional Students' Life Satisfaction Scale (BMSLSS), y escalas de ítems único, como (4) Overall Life Satisfaction (OLS), (5) el ítem Happiness Overall Life (HOL), (6) Happiness Measure (HM), y (7) dos ítems de la Core Affects Scale de Russell (2003) de satisfacción y felicidad en general. Esta investigación se aplicó en adolescentes de Argentina, Brasil, Chile y España, encontrando índices psicométricos adecuados para las escalas en los países estudiados.

En otro estudio, Casas et al. (2013) probaron diferentes indicadores para la medición de la satisfacción escolar y su relación con la satisfacción general con la vida y el bienestar subjetivo en adolescentes de Rumania y España. Estos autores también comprobaron propiedades psicométricas adecuadas para el PWI, incluso al incluir el ítem de satisfacción con la escuela en los dos países.

En un intento de aportar elementos novedosos a las lagunas existentes en los estudios sobre el bienestar de poblaciones adolescentes, en el presente artículo se explorará el bienestar subjetivo de cuatro muestras de adolescentes de primer curso de enseñanza secundaria obligatoria (o denominación equivalente) de cuatro países de habla latina.

Los objetivos de la presente investigación son (a) analizar el bienestar subjetivo de los adolescentes de los cuatro países; (b) comprobar el ajuste estadístico de los tres instrumentos multi-ítem empleados para evaluar el bienestar subjetivo de los adolescentes y (c) analizar la comparabilidad de los resultados entre las cuatro muestras.

Método

Participantes y procedimiento de recogida de datos

Participaron de este estudio 8.709 chicos y chicas de los cuatro países. El promedio de edad global fue de 12.13 años (DS = .68). El promedio para cada uno de los países se aprecia en la Tabla 1.

Tabla 1.
Composición de la muestra total de adolescentes para los cuatro países (N = 8709)

tab1art02

En Brasil, al ser necesario el consentimiento informado activo por parte de los progenitores para recoger datos en las escuelas (tal como viene siendo habitual en las muestras de este país), hay más respuestas de chicas que de chicos, debido a que estas son en general más activas consiguiendo dicho consentimiento. En Chile, en cambio, hay más chicos que chicas, supuestamente debido a la composición de la asistencia a clases en el período de producción de los datos.

En todos los países se utilizó un muestreo por conglomerados en dos etapas. En la primera, se seleccionaron aleatoriamente algunos de los centros que tienen formación secundaria. Seguidamente, se informó a los directores de los centros, pidiendo su consentimiento. Entre los centros que aceptaron se seleccionaron aleatoriamente una o dos aulas de cada nivel de estudios (dependiendo de si el centro tenía una línea o más) y se pidió la colaboración del profesor responsable. Salvo en Brasil, los datos fueron obtenidos con el consentimiento pasivo de los progenitores, una vez informados. En todos los países se pidió la participación voluntaria a los chicos y chicas, informándoles de que todas las respuestas serían tratadas anónima y confidencialmente y de que podían abandonar su participación en cualquier momento. La administración del instrumento se hizo grupalmente, generalmente en su propia aula y con la presencia de uno de sus profesores y de uno o dos investigadores.         

En Brasil, las escuelas fueron seleccionadas en el estado de Rio Grande do Sul; en Chile se seleccionaron en la región Metropolitana, la región de Valparaíso y la región del Bío Bío (las tres regiones de mayor tamaño del país); en España la muestra es de todo el país y estratificada por Comunidades Autónomas; en Rumania la muestra es representativa de los estudiantes de sexto grado de las escuela públicas de la provincia de Cluj, situada al Noroeste, en la región de Transilvania y está estratificada según los entornos de las escuelas sean urbanos o rurales.

Instrumentos

SLSS. La Student Life Satisfaction Scale (SLSS) fue desarrollada por Scott Huebner en EE.UU (Huebner, 1991). La escala consta de siete ítems diseñados para referirse a satisfacción con la vida en general (por ejemplo: "Mi vida va bien"), en los que se pide a los encuestados que contesten si están de acuerdo o en desacuerdo con estas afirmaciones. La versión inicial utilizó una escala de frecuencia de cuatro puntos, pero más recientemente, Huebner recomendó el uso de una escala de seis puntos de acuerdo-desacuerdo. La escala ha demostrado tener una buena fiabilidad y validez en muestras generales de jóvenes en EE.UU. (ver Huebner & Hills, 2013 para un resumen reciente) y también en otros países, como Portugal (Marques, Pais-Ribeiro & Lopez, 2007) y Hong Kong (Park & Huebner, 2005).

En la encuesta de ISCWEB, para preservar la coherencia con otros ítems del cuestionario, se utilizó una escala de respuesta de cinco puntos desde "totalmente en desacuerdo" a "totalmente de acuerdo". Los siete ítems se incluyeron en el cuestionario en todos los países, salvo en España, donde sólo se utilizaron cinco elementos.

Versión modificada del PWI-SC. Cummins y sus colegas desarrollaron el Índice de Bienestar Personal (Personal Well-Being Index – PWI) para medir el bienestar subjetivo de adultos en Australia (Cummins, Eckersley, Van Pallant, Vugt & Misajon, 2003). Posteriormente, estos autores desarrollaron versiones alternativas para diferentes poblaciones, incluyendo el Personal Well-Being Index–School Children (PWI-SC) para niños y adolescentes en edad escolar (Cummins & Lau, 2005). Este instrumento utiliza escalas de 11 puntos para las respuestas, que van de Totalmente en desacuerdo (0) a Totalmente de acuerdo (10).

En el presente estudio se utilizan tres de los ítems originales y otros dos adicionales. Esto debido a la falta de equivalencia semántica en las traducciones de los otros ítems de la escala original. Los ítems utilizados son los de satisfacción con: todas las cosas que tengo; mi salud; mis relaciones con las otras personas, en general; cómo me escuchan los adultos; y cómo utilizo mi tiempo. El ítem El ítem de satisfacción con el uso del tiempo se incluye a propuesta de Casas et al. (2012a), quienes demostraron que aportaba varianza única explicada al PWI en tres países hispanoamericanos. A esta versión alternativa y abreviada del PWI-SC original, la denominaremos PWI-SC5.

BMSLSS. La Brief Multidimensional Student Life Satisfaction Scale (BMSLSS) contiene ítems de satisfacción con cinco ámbitos clave en la vida del niño: familia, amigos, escuela, sí mismo y el entorno (Seligson et al., 2003). La escala ha sido probada y validada en EE.UU. con niños y jóvenes de 8 a 18 años (Huebner, Suldo & Gilman, 2006; Huebner, Antaramian, Hills, Lewis & Saha, 2011). Las opciones de respuesta para la versión original se presentan en una escala de siete puntos, de que oscila entre 'terrible' y 'encantado', tal y como la que fue sugerida originalmente por Andrews & Withey (1974). Fuera de los EE.UU., la BMSLSS se ha utilizado en estudios en Turquía (Siyez & Kaya, 2008) y China (Kwan & Ip, 2009).

ISCWEB. En esta encuesta todos los ítems de satisfacción con ámbitos se midieron en una escala de cero a diez, en la que cero es igual a "Completamente insatisfecho" y diez es igual a "Completamente satisfecho". Cinco de los ítems se corresponden con los ámbitos incluidos en la BMSLSS: 'Personas con las que vivo', 'Amigos', 'La escuela', 'Sí mismo' y 'La zona en que vivo'. Nos referiremos a estos ítems medidos con escalas de 11 puntos como la Versión Modificada de la BMSLSS.

OLS. Escala de ítem único de satisfacción global con la vida (Overall Life Satisfaction). La importancia de incluir en los estudios sobre bienestar subjetivo una escala de ítem único sobre satisfacción global con la vida fue subrayada ya por Campbell, Converse y Rodgers (1976). En esta investigación la incluimos con la formulación que se puede ver en la Tabla 2, utilizando puntuaciones de 0 a 10 y con etiquetas únicamente en los valores extremos.

Análisis de datos

A fin de comprobar la validez de la estructura factorial de los datos de poblaciones de dos contextos socioculturales diferentes, se procedió primero a realizar pruebas con diferentes modelos de análisis factorial confirmatorio (AFC) de las dos escalas multi-ítem. Para tal fin, se utilizó el programa AMOS 19 para modelos de ecuaciones estructurales (MEE). El método de estimación empleado fue de máxima verosimilitud (ML). Los valores ausentes fueron imputados por regresión. El cálculo de los errores estándar se realizó mediante el método bootstrap, dado que los datos mostraron curtosis multivariada superior a la deseable.

Como estadísticos de ajuste se utilizaron el CFI (Comparative Fix Index), el RMSEA (Root Mean Square Error of Approximation) y el SRMR (Standardized Root Mean Square Residual). Asumimos como aceptables los resultados del CFI por encima de .95 y los de los RMSEA y SRMR por debajo de .05, tal y como recomiendan algunos autores (v.g., Arbuckle, 2010; Batista-Foguet & Coenders, 2000; Byrne, 2010). No obstante, también consideramos, como hacen algunos autores, que los valores de RMSEA hasta .08 representan errores de aproximación razonables en las muestras grandes (Browne & Cudeck, 1993; Byrne, 2010).

Para poder comparar los coeficientes de los AFC entre grupos (en nuestro caso, entre países) primero se debió comprobar que se da invarianza factorial. Esta se refiere al grado en que los ítems utilizados en un cuestionario significan lo mismo para los miembros de los distintos grupos estudiados y es un requisito para que la comparación de factores tenga sentido. En caso contrario, las diferencias de medias o de coeficientes de correlación podrían ser atribuidas a verdaderas diferencias en la distribución o a diferentes significados de las variables (Meredith, 1993). En este caso, consideraremos dos tipos de invarianza: la invarianza factorial métrica (que es un requisito para comparar varianzas, covarianzas o coeficientes de regresión entre grupos) y la invarianza factorial fuerte (que es un requisito para poder comparar las medias de los factores entre grupos) (e.g., Coenders, Batista-Foguer & Saris, 2005).

Para ello, se desarrollaron pruebas de ajuste estadístico de cada modelo en tres pasos. El primero consistió en probar el ajuste de un modelo multigrupo sin ninguna restricción. El segundo fue probar la invarianza factorial métrica, mediante las cargas factoriales sin estandarizar restringidas entre grupos. Finalmente, se evaluó la invarianza factorial fuerte restringiendo entre grupos los términos constantes de la ecuación.

Resultados

Análisis exploratorio

Las respuestas medias y las desviaciones típicas para la puntuación global y para cada uno de los ítems de las escalas utilizadas, según el país, se pueden observar en la Tabla 3. En los cuatro países, el ítem con puntuación media más elevada es fue el mismo: tengo una buena vida para la SLSS; satisfacción con las personas con las que vivo para la BMSLSS y satisfacción con la salud para el PWI-SC5.

Los índices globales de las escalas tuvieron correlaciones relativamente altas entre sí con la muestra agregada (todas con correlaciones por encima de 0.5). Especialmente interesante fue la correlación entre las dos escalas basadas en satisfacción con ámbitos de la vida (BMSLSS y PWI-SC5) que alcanzó 0.71 con la muestra agregada, y es la correlación más alta con la muestra de cada uno de los países aquí estudiados (Tabla 4).

El alpha de Cronbach es fue bueno para la SLSS, mientras que fue solamente es aceptable para las otras dos escalas, tanto globalmente, como en cada uno de los países. Sin embargo, para la SLSS se incrementó de forma notable tanto globalmente (α = 0.83) como en cada uno de los países, cuando se eliminó el ítem 3, el único invertido. El alpha mejoró en ningún caso en las otras dos escalas cuando se eliminó algún ítem.

SLSS

Un AFC inicial sin restricciones y sin permitir covariación de errores, relacionando los ítems de la SLSS a una variable latente, no mostró un buen ajuste estadístico (Modelo 1 de la Tabla 5). Analizados los índices de modificación, se puso a prueba de nuevo el modelo incluyendo 3 covarianzas de error (Modelo 2 de la Tabla 5). A pesar de su buen ajuste, este modelo muestra que el ítem 3 de la escala tiene una contribución mucho menor a la variable latente que cualquiera de los otros. Este ítem es el único que se presenta con una formulación inversa a los demás. Es por ello que analizamos un nuevo modelo excluyendo este ítem (Modelo 3 de la Tabla 5), el cual mostró un excelente ajuste y contribuciones más equilibradas a con la variable latente.

Se puso a prueba este modelo (que denominaremos SLSS4), como multigrupo sin restricciones (Modelo 4 de la Tabla 5) y a continuación con cargas restringidas (Modelo 5 de la Tabla 5) y con cargas y términos constantes restringidos (Modelo 6 de la Tabla 5). Los Modelos 4 y 5 mostraron un buen ajuste y cambios poco sustanciales en los índices de ajuste. El Modelo 6 mostró un CFI que disminuyó en mucho más de 0.01 respecto del modelo anterior, que es el máximo recomendado para aceptar un modelo con dichas restricciones (Chen, 2007; Cheung & Rensvold, 2001). Por tanto, debemos concluir que los valores medios de las variables latentes no resultaron comparables entre países, presumiblemente debido a estilos de respuesta distintos de los sujetos de cada país. No obstante, dado que el modelo 5 muestra un ajuste excelente, podemos concluir que correlaciones y regresiones de los ítems de esta escala son comparables entre los cuatro países aquí estudiados.

BMSLSS

Un AFC inicial, con las cuatro muestras agregadas, sin restricciones y sin permitir covariación de errores, relacionando los ítems a una variable latente, mostró un buen ajuste (Tabla 5, Modelo 7). Por ello. se evaluó el mismo modelo como multigrupo, sin restricciones (Modelo 8) y con cargas restringidas (Modelo 9) y con cargas y términos constantes restringidas (Modelo 10). Dado que entre el Modelo 9 y el 10 el CFI disminuye en mucho más de 0.01, debemos concluir que el modelo con cargas y constantes restringidas no es aceptable. Por tanto, los valores medios de las variables latentes no resultan comparables entre países, presumiblemente debido a estilos de respuesta distintos de los sujetos de cada país. No obstante, dado que el modelo 9 muestra un ajuste excelente, podemos concluir que correlaciones y regresiones de los ítems de esta escala son comparables entre los cuatro países aquí estudiados.

PWI-SC5

Un AFC inicial, con las cuatro muestras agregadas, sin restricciones y sin permitir covarianza de errores, relacionando los ítems a una variable latente, muestra un buen ajuste (Tabla 5, Modelo 11). Por ello, lo hemos puesto a prueba a continuación como modelo multigrupo sin restricciones (Modelo 12), con cargas restringidas (Modelo 13) y con cargas y términos constantes restringidos (Modelo 14). Dado que entre el Modelo 13 y el 14 el CFI disminuye en más de 0.01, debemos concluir que el modelo con cargas y constantes restringidas no es aceptable, por lo que los valores medios de las variables latentes no resultan comparables entre países, presumiblemente debido a estilos de respuesta distintos de los sujetos de cada país. No obstante, dado que el modelo 13 muestra un ajuste excelente podemos concluir que correlaciones y regresiones de los ítems de esta escala son comparables entre los cuatro países aquí estudiados.

fig1art02

Figura 1.
Modelo de Ecuaciones Estructurales relacionando las tres escalas multi-ítem a el OLS. Muestra conjunta de los cuatro países. Pesos de regresión estandarizados

Modelo integrativo de las cuatro escalas

Visto el buen funcionamiento de cada una de las escalas por separado, pusimos a prueba un modelo que correlaciona las tres escalas psicométricas entre sí y con la OLS. Dicho modelo presenta un buen ajuste con la muestra agregada, cuando incluye dos covarianzas de error (ver Figura 1 y Modelo 15 de la Tabla 5). Los pesos estandarizados de este modelo mostraron correlaciones excesivamente altas entre la escala BMSLSS y PWI-SC5, sugiriendo con los ítems de estas dos escalas podrían integrarse en una única escala.

A continuación hemos puesto a prueba este mismo modelo como multigrupo sin restricciones (Modelo 16), con cargas restringidas (Modelo 17) y con cargas y términos constantes restringidos (Modelo 18). Dado que entre el Modelo 17 y el 18 se observa una disminución del CFI mucho mayor del 0.01, debemos concluir que el modelo con cargas y constantes restringidas no es aceptable, por lo que los valores medios de las variables latentes no resultan comparables entre países. No obstante, dado que el modelo 17 muestra un ajuste excelente podemos concluir que correlaciones y regresiones de los ítems de las tres escalas son comparables entre los cuatro países aquí estudiados.

En la Tabla 6 podemos observar algunas de las correlaciones y regresiones más destacables de este modelo, en el que también hemos incluido la variable género. La variable latente que más contribuyó al OLS es la BMSLSS en Brasil, España y Rumania. Pero en Chile fue la PWI-SC5 la que contribuyó al OLS, tal como queda reflejado tanto por los pesos estandarizados, como por las correlaciones cuadráticas múltiples. Los ítems que más contribuyeron a cada variable latente fueron exactamente los mismos en cada país para cada escala: la vida me va bien a la SLSS4; la satisfacción conmigo mismo/a a la BMSLSS; y la satisfacción con cómo me escuchan los adultos en el PWI-SC5.

En el caso de la BMSLSS destaca que la contribución del ítem de satisfacción conmigo mismo/a es muy superior a la de los demás ítems, reforzando el debate acerca de la excesiva identificación de este ítem con la OLS.

Los resultados de género resultan dispares entre los países estudiados: las correlaciones de la edad con cada una de las 4 escalas psicométricas sólo son significativas en España, aunque muy bajas, siendo menores para las chicas que para los chicos. Esto podría reflejar simplemente el efecto de las grandes muestras, ya que el tamaño de la muestra española es numéricamente superior a las otras. En los casos de Chile y Rumania, no se observó ninguna correlación significativa, y en el caso de Brasil, sólo con la SLSS, siendo también muy baja.

Discusión

Los chicos y chicas del primer curso de educación secundaria obligatoria de los cuatro países aquí estudiados mostraron unos niveles de bienestar subjetivo muy altos. Estos niveles fueron obtenidos independientemente de las escalas psicométricas utilizadas (SLSS, BMSLSS, PWI-SC5 y OLS). En los cuatro países donde se realizaron estas mediciones, dichos valores estuvieron muy por encima del límite superior normativo esperado para poblaciones adultas de los países occidentales que, según Cummins y Cahil (2000), estaría en 80 puntos sobre 100, con la única excepción de la SLSS4 que no llega a ese límite en Brasil ni en Chile.

Los AFC de cada una de las tres escalas multi-ítem evidenciaron un buen ajuste, tanto con las cuatro muestras agregadas, como con modelos multigrupo. En el caso de la SLSS, este buen ajuste sólo quedó claro tras suprimir el ítem de la escala con formulación inversa. Por otra parte, los modelos multigrupo con cargas restringidas reportaron muy buen ajuste para cada una de las tres escalas por separado. Esto ocurrió también para un modelo que las integra junto con la OLS, apoyando así la comparabilidad entre los países aquí estudiados, todos ellos de habla latina, en lo que se refiere a correlaciones y regresiones.

Por contraste, ningún modelo mostró un ajuste apropiado con las cargas y los factores constantes de la ecuación restringidos. Esto nos sugiere que las medias de las variables latentes no son comparables entre países. Presumiblemente esto se deba a varios factores: los estilos de respuesta muy heterogéneos entre los adolescentes de cada país debido a los distintos idiomas utilizados y los distintos contextos socio-culturales en los que se recogieron los datos.

El modelo integrativo de las cuatro escalas de bienestar subjetivo mostró altas correlaciones entre los índices globales de las escalas psicométricas, aunque no lo suficientemente altos como para hacerlas intercambiables, excepto en el caso de la BMSLSS y el PWI-SC5.

Al tomar la OLS como estándar de comparación de las otras escalas, tal como sugieren Cummins y Cahil (2000), por constituir el nivel más alto de abstracción para evaluar la satisfacción vital, a partir del cual se deconstruyen las otras escalas de satisfacción por ámbitos de la vida, vemos que la SLSS (escala libre de contexto) aporta menos capacidad explicativa que las escalas que evalúan la satisfacción por ámbitos (la BMSLSS y el PWI-SC5).

Dada la escasa literatura existente sobre el bienestar subjetivo en poblaciones infantiles, el presente estudio es un aporte en el sentido que presenta un análisis comparativo de mediciones en muestras de cuatro países con lenguas de características próximas por sus raíces comunes. Esto supone un avance importante ante el reto de desarrollar estudios comparativos internacionales e interculturales, utilizando escalas psicométricas comunes. Los MEE aquí aportados apoyan la validez de constructo y la validez concurrente de la SLSS, la BMSLSS y el PWI-SC5, además de su comparabilidad, con excepción de los valores medios de sus variables latentes.

Este estudio tiene algunas limitaciones. La desigualdad de las muestras de los países puede haber influido en algunos de los resultados presentados. Hay que tener en cuenta que se trata de muestras recolectadas en algunas regiones de cada país, por lo que no se pueden considerar muestras representativas, implicando que los resultados no se pueden generalizar a nivel nacional.

Estudios futuros deberían incorporar diseños longitudinales, evaluándolo en los mismos sujetos a lo latgo del tiempo para poder así verificar su evolución con el paso de los años. También se deberían obtener datos de más países, tratando de entender el funcionamiento de las medidas de evaluación de bienestar subjetivo en más contextos distintos, considerando la diversidad social, y cultural al interior de cada realidad nacional.

Referencias

Adamson, P. (Ed.) (2007). Child poverty in perspective: An overview of child well-being in rich countries (Innocenti Report Card). Florence: UNICEF.         [ Links ]

Andrews, F. M., & Withey, S. B. (1974) Developing measures of perceived life quality: Results from several national surveys. Social Indicators Research, 1, 1-26.         [ Links ]

Arbuckle, J. L. (2010). IBM SPSS® Amos™ 19 User's Guide. Crawfordville, FI: Amos Development Corporation.         [ Links ]

Batista-Foguet, J. M. & Coenders, G. (2000). Modelos de ecuaciones estructurales. Madrid: La Muralla.         [ Links ]

Ben-Arieh, A. (2010). From child welfare to children well-being: The child indicators perspective. Children's Well-Being: Indicators and Research, 1. doi 10.1007/978-90-481-3377-2         [ Links ]

Browne, M.W. & Cudeck, R. (1993). Alternative ways of assessing model fit. En K. A. Bollen & J. S. Long (Eds.), Testing structural equation models (pp. 136-162). Thousand Oaks: Sage.         [ Links ]

Byrne, B. M. (2010). Structural equation modelling with AMOS. Basic concepts, applications and programming. New York: Routledge.         [ Links ]

Campbell, A., Converse, P.E. & Rodgers, W. L. (1976). The quality of American life: Perceptions, evaluations, and satisfactions. Nueva York: Russell Sage.         [ Links ]

Cantril H. (1965). The pattern of human concerns. New Brunswick, NJ: Rutgers University Press.         [ Links ]

Casas, F. (2011). Social indicators and child and adolescent well-being. Child Indicators Research, 4, 555-575.         [ Links ]

Casas, F., Baltatescu, S., Bertrán, I., González, M., & Hatos, A. (2013). School satisfaction among adolescents: Testing different indicators for its measurement and its relationship with overall life satisfaction and subjective well-being in Romania and Spain. Social Indicators Research, 111(3), 665-682. doi: 10.1007/s11205-012-0025-9         [ Links ]

Casas, F., González, M. & Navarro, D. (2014). Social psychology and child well-being. En A. Ben-Arieh, F. Casas, I. Frones & J. E. Korbin (Eds.), Handbook of Child Well-Being (Vol.1) (pp. 513-554). Dordrecht: Springer. doi: 10.1007/978-90-481-9063-8_187         [ Links ]

Casas, F., Sarriera, J., Alfaro, J., González, M., Malo, S., Bertran, I., Figuer, C., Abs, D., Bedin, L., Paradiso, A., Weinreich, K., & Valdenegro, B. (2012a). Testing the Personal Wellbeing Index on 12-16 year-old adolescents in 3 different countries with 2 new items. Social Indicators Research, 105(3). doi: 10.1007/s11205-011-9781-1         [ Links ]

Casas, F., Sarriera, J. C., Abs, D., Coenders, G., Alfaro, J., Saforcada, E. & Tonon, G. (2012b). Subjective indicators of personal well-being among adolescents. Performance and results for different scales in Latin-language speaking countries: A contribution to the international debate. Child Indicators Research, 5(1), 1-28. doi: 10.1007/s12187-011-9119-1         [ Links ]

Chen, F. F. (2007). Sensitivity of goodness of fit indexes to lack of measurement invariance. Structural Equation Modeling: A Multidisciplinary Journal, 14(3), 464-504. doi:10.1080/10705510701301834        [ Links ]

Cheung, G. W., & Rensvold, R. B. (2002). Evaluating goodness-of-fit indexes for testing measurement invariance. Structural Equation Modeling: A Multidisciplinary Journal, 9(2), 233-255. doi:10.1207/S15328007SEM0902_5         [ Links ]

Coenders, G., Batista-Foguet, J. M. & Saris, W. (2005). Temas avanzados en modelos de ecuaciones estructurales. Madrid: La Muralla.         [ Links ]

Cummins, R. A. & Cahill, J. (2000). Avances en la comprensión de la calidad de vida subjetiva. Intervención Psicosocial, 9(2), 185-198.         [ Links ]

Cummins, R.A., Eckersley, R., van Pallant, J., Vugt, J. & Misajon, R. (2003). Developing a national index of subjective well-being: The Australian Unity Well-being Index. Social Indicators Research, 64, 159-190. Recuperado de: http://www.deakin.edu.au         [ Links ]

Cummins, R. A. & Lau, A. L. D. (2005). Quality of life measurement. In R. Norman & D. Currow (Eds.), Supportive care of the urology patient (pp. 5-23). Oxford: Oxford University Press.         [ Links ]

Diener, E., Suh, E., Lucas, R. & Smith, H. (1999). Subjective well-being: Three decades of progress. Psychological Bulletin, 125, 276-302.         [ Links ]

Huebner, E. S. (1991). Correlates of life satisfaction in children. School Psychology Quarterly, 6, 103-111.         [ Links ]

Huebner, E. S. (2004). Research on assessment of life satisfaction of children and adolescents. Social Indicators Research, 66(1-2), 3-33.         [ Links ]

Huebner, E. S., Antaramian, S. P., Hills, K. J., Lewis, A. D. & Saha, R. (2011). Stability and Predictive Validity of the Brief Multidimensional Students' Life Satisfaction Scale. Child Indicators Research, 4(1), 161-168. doi:10.1007/s12187-010-9082-2         [ Links ]

Huebner, E. S., & Hills, K. J. (2013). Assessment of life satisfaction with children and adolescents. En D. Saklofske (Ed.), Oxford handbook of psychological assessment of children and adolescents (pp. 773-787). Oxford, UK: Oxford University Press.         [ Links ]

Huebner, E.S., Suldo, S. M. & Gilman, R. (2006). Life satisfaction. In G. Bear & K. Minke (Eds.), Children's needs III (pp. 357-368). Washington, DC: National Association of School Psychologists.         [ Links ]

Kwan, Y. K., & IP, W. C. (2009). Adolescent Health in Hong Kong: Disturbing Socio-demographic correlates. Social Indicators Research, 91(2), 259-268.         [ Links ]

Marques, S. C., Pais-Ribeiro, J. L., & Lopez, S. J. (2007). Validation of a portuguese version of the tudents' Life Satisfaction Scale. Applied Research in Quality of Life, 2(2), 83-94.         [ Links ]

Meredith, W. (1993). Measurement invariance, factor analysis and factorial invariance, Psychometrika, 58, 525-543.         [ Links ]

Park, N., & Huebner, E. S. (2005). A cross-cultural study of the levels and correlates of life satisfaction among adolescents. Journal of Cross-Cultural Psychology, 36(4), 444-456. doi:10.1177/0022022105275961         [ Links ]

Russell, J. A. (2003). Core affects and the psychological construction of emotion. Psychological Review, 110(1), 145-172.         [ Links ]

Seligson, J. L., Huebner, E. S. & Valois, R. F. (2003). Preliminary validation of the Brief Multidimensional Students' Life Satisfaction Scale (BMSLSS). Social Indicators Research, 61(2), 121-145. doi:10.1023/A:1021326822957         [ Links ]

Siyez, D. M., & Kaya, A. (2008). Validity and reliability of the Brief Multidimensional Students' Life Satisfaction Scale with Turkish children. Journal of Psychoeducational Assessment, 26(2), 139-147. doi:10.1177/0734282907307802         [ Links ]

Stones, M.J. & Kozma, A. (1985). Structural relationships among happiness scales: A second order factorial study. Social Indicators Research, 17, 19-28.         [ Links ]

Tomyn, A.J. & Cummins, R.A. (2011). The subjective wellbeing of high-school students: Validating the personal wellbeing index-school children. Social Indicators Research, 101, 405-418. doi: 10.1007/s11205-010-9668-6        [ Links ]

flechaCorrespondencia a: La correspondencia relativa a este artículo deberá ser dirigida al autor. Universidad de Girona, España, E-mail: ferran.casas@udg.edu

*La recogida de datos en España se realizó mediante un convenio de colaboración científica con la Fundación UNICEF de España. La de Brasil tuvo el apoyo del MEC (CAPES/DGU) con el proyecto 244/2011. La de Rumania contó con el apoyo económico del Sectoral Operational Programme for Human Resources Development 2007-2013, cofinanciado por el Fondo Social Europeo, proyecto POSDRU/159/1.5/S/132400 -Young successful researchers - professional development in an international and interdisciplinary environment.

Fecha de recepción: Mayo 2014
Fecha de aceptación: Noviembre 2014

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons